Entradas

Cómo enseñar a los niños a cuidar de nuestro planeta

Vilma Medina

Ayer me encontré a una amiga que estaba yendo con su hija a comprar una flor para que hoy la niña llevara al colegio. Con la flor iban a decorar un enorme cartel para celebrar el Día de la Tierra.

Hace años, yo me acuerdo que mi profesora nos pedía dibujos y poesías que reflejasen la necesidad de respetar y cuidar del medio ambiente. Me parece una forma efectiva para abrir los ojos de los niños a las riquezas, como también a las carencias del planeta.

Sin embargo, creo que una conciencia común sobre los problemas de la contaminación, de la conservación de la biodiversidad, y otras preocupaciones ambientales, no se despierta solo en un día, es necesario enseñar e inculcar en nuestros hijos la necesidad de cuidar y respetar el planeta desde que son muy pequeños, y día tras día, tanto en casa como en el colegio.

El 22 de abril, en muchos países se celebra el Día de la Tierra. Aprovechemos la festividad para enseñar a los niños que la buena salud de la Tierra depende mucho de nuestras actitudes frente al medio ambiente.

Cómo enseñar a los niños a respetar el Medio Ambiente

Es necesario que los niños adquieran hábitos positivos en lo que se refiere a la naturaleza, como por ejemplo:

– No ensuciar ni contaminar los ríos, lagos, embalses, campos, montañas,… No echar basura al suelo.

– Utilizar el agua con moderación, tanto en la hora del baño, o de lavar las manos, etc.

– No hacer daño a los árboles, ni a los animales. Es necesario respetar el bien común.

– Reciclar y reutilizar lo que ya no nos sirve, en lugar de desechar. Los niños pueden transformar un simple tarro o envase de algún producto, en un juguete, etc. Debemos enseñar a los niños la importancia de reciclar.

– Tener respeto y contacto con la naturaleza, para conocer sus cualidades.

– Plantar, sembrar, irrigar y cuidar de la tierra, ni que sea en un huerto casero.

– Visitar bosques, granjas, jardines botánicos…

– Ver, siempre que sea posible, vídeos sobre la vida en los mares, montañas, etc. Es imprescindible que los niños aprendan, de una forma natural y divertida, el valor que tiene el agua, la tierra, el aire…

Como profesores y padres, ejercemos un importante papel en este sentido. Debemos, sobretodo, dar ejemplos. Los niños nos imitan en lo bueno y en lo malo. Jamás hay que ‘bajar la guardia’ en este sentido.

Fuente: GuiaInfantil.com

 

¿Sabes qué significa el punto verde de los envases?

¿Te has fijado en la cantidad de logotipos que nos acompañan en nuestro día a día? Están presentes en el brik de leche del desayuno, en la botella de agua de las comidas o en el yogur de la merienda.

Entre ellos, el punto verde. Si quieres conocer más a fondo este distintivo, ¡sigue leyendo!

¿Qué es el punto verde?

Su imagen no es ninguna desconocida para los ojos del cliente, ya que lleva un tiempo entre nuestros productos.

Se trata de un círculo que incluye dos flechas entrecruzadas en torno a un eje vertical, en verde claro el color de la flecha trazada hacia la izquierda y verde oscuro el de la flecha en dirección hacia la derecha. En su formato estándar incorpora el símbolo de marca registrada (®).

Los colores oficiales son Pantone 336 C y Pantone 343 C, y es recomendable emplearlos cuando el envase o etiqueta del producto está impreso en cuatro colores.

También puedes encontrarte este símbolo con otros colores cuando aparece sobre un fondo en blanco o coloreado. ¿Lo has visto alguna vez?

¿Cuál es la función del punto verde?

Su función es simple pero resoluta: indicar al consumidor o consumidora que cuando ese envase pase a ser un residuo, será reciclado, pues la empresa responsable está acogida a un sistema integrado de gestión de residuos (SIG) y paga a este último por la prestación del servicio de reciclaje que realiza.

El punto verde es, además de un símbolo, una garantía que nos señala que las empresas responsables del envase están cumpliendo la Directiva europea 94/62/CE y la ley nacional 11/97 de Envases y Residuos de Envases.

¿En qué embalajes puede aparecer?

Este emblema puede aparecer en envases plásticos, metálicos, tipo brik y en cartón y papel. También aparece en envases de vidrio

¿Qué reglas debe seguir?

Con el fin de facilitar su identificación y legibilidad al consumidor o consumidora final, se debe tener en cuenta que:

No puede ser modificado

Debe ser impreso en su integridad

Se deben respetar sus proporciones

No puede ser completado con elementos gráficos

No puede ser modificado sin autorización de Ecoembes

¿Cuál es el origen de este símbolo?

Duales System Deutschland AG, una compañía alemana sin ánimo de lucro, lo concibió en 1991, y fue en 1994 cuando los países miembros de la UE lo designaron como emblema para la directiva europea de envases y residuos de envases.

En España sus inicios se remontan al año 1997, cuando Ecoembes firmó un acuerdo con Pro Europe (Packaging Recovery Organisation Europe s.p.r.l) obteniendo la licencia de empleo exclusivo de la marca “Punto Verde” en nuestro país.

Juegos de reciclaje, ¿te apuntas?

Ahora que ya sabes lo que hay detrás del punto verde, te invitamos a que disfrutes poniendo en práctica actividades pensadas para fomentar el reciclaje en los más peques.

¡Verás lo divertido que es ser sostenible con estas ideas basadas en la regla de las 3R!

Reducir

Anota las medidas que habéis llevado a cabo en el entorno familiar para disminuir vuestro consumo.

Mamá, papá, Álvaro, la pequeña Clara… ¿quién ha sido más respetuoso con el medio ambiente? ¿Qué tal si el ganador o la campeona semanal decide el menú del domingo?

Reciclar

Adivina, adivinanza, ¿sabes dónde va cada uno de estos desechos?

Se trata de un juego para realizar en el aula con una dinámica muy sencilla. La clase se divide en dos grupos y cada uno de ellos debe preguntar al otro dónde se deben introducir una serie de residuos.

Por ejemplo, si se pregunta sobre piel de melocotón, brik de leche y caja de zapatos, la respuesta debe ser contenedor gris, amarillo y azul.

¡Gana el grupo que obtenga más aciertos!

Reutilizar

Desarrolla tu creatividad y lleva a clase o al trabajo un objeto que hayas elaborado empleando materiales reciclados. ¡Verás cómo triunfa!

Si las musas no te inspiran, no te preocupes: en nuestro blog encontrarás muchas ideas, como una funda para tus gafas con una corbata, un precioso cactus decorativo para tu escritorio a partir de una piedra, o cómo conseguir el disfraz más chulo para los próximos carnavales a partir de elementos aparentemente inservibles.

Y recuerda: el punto verde, como otros símbolos de los envases, nos ofrece una importante información y nos ayuda a dar una segunda vida a nuestros residuos.

¡Súmate al reciclaje! No pienses que pierdes el tiempo separando residuos, sino que lo estás invirtiendo en el bienestar del planeta y, por tanto, de todos sus habitantes. ¿Contamos contigo?

Fuente: blog.oxfamintermon.org/