Entradas

Cómo evitar el abuso de menores, el secuestro y el maltrato

DEJA de dejar a tus hijos con los novios que apenas conoces.
DEJA de dejar que cada miembro de la familia los cuide porque es gratis.
El abuso de menores, la violación, el secuestro, el maltrato, etcétera, es real y es una herida que nunca sanará.

•Los niños NO deben ir a la tienda solos.
•Los niños NO se quedan en el auto en lo que bajas rápido a comprar algo (aunque este cerquita)
•Los niños NO se deben acostumbrar a andar con cualquier persona.
•Los niños NO deben salir a jugar sin supervisión.
•El hermano mayor NO debe cuidar a sus hermanitos. No es su responsabilidad.
•Los niños NO deben estar en un ambiente dónde se consuma alcohol (aunque esté tranquilo) NUNCA.
•Los niños NO deben estar cerca de personas inestables o con malas costumbres.
•Los niños NO deben dormir en una y otra y otra casa.
•Los niños NO deben convivir con todos los amigos de papá o mamá, no es necesario; no todos son buenas personas.
•Ellos NO tienen la decisión en sus manos.
•Ellos NO saben de peligro.
•Ellos NO saben de maldad.
•Ellos NO saben de odio.
•Ellos NO saben que existen personas con malas intenciones.
~Los niños SON inocentes, son ingenuos~ ¡Son Niños!~

Nuestra responsabilidad es protegerlos de TODO y de TODOS, aunque no sean nuestros propios hijos.

Los tiempos que ahora viven los niños, nunca serán los mismos de cuando nosotros fuimos pequeños.
“Cuidemos de nuestros niños”

Fuente: @mariaampudiagonzalez

Una nueva adicción entre los adolescentes: entérate y protege a tu hijo

Hay una nueva adicción entre los adolescentes. La manera de vencerla está en los padres, más que en los jóvenes. No dejes que se hunda tu hijo. Lee y actúa a tiempo.

Marta Martínez Aguirre

Gastón tiene trece años y no se siente feliz, en sus propias palabras: “Este mundo es una porquería y nada me hace feliz”. Se pasa horas dándole vueltas a cualquier problema por pequeño que sea. Ha perdido el sentido del humor, vive amargado y se enoja por todo. Es muy autoexigente todo el tiempo.

Si falla en algo no se lo perdona y cada frustración es una fuente de estrés inagotable. Ante cualquier problema se paraliza. No tiene fuerzas para ponerse a estudiar. Vive desesperanzado, nada lo satisface y no tiene metas de ningún tipo. Vive en una tensión constante y con múltiples contracturas musculares.

Tiene una baja tolerancia a la frustración y, si algo lo frustra, se siente triste todo el día. Su vida se ha tornado como un viejo tango, donde el tiempo pasado fue mejor y vivir en el presente es una agonía. Vive encendido, el celular se ha vuelto un miembro más de su cuerpo y su mundo ha dejado de ser real para tornarse virtual.

Sí, Gastón está desmotivado. En él, como con muchos otros adolescentes, la desmotivación se ha tornado una adicción, porque sus familias, para no verlos de ese modo, optan por darles lo que piden a cambio de estar menos tristes o más motivados. El problema es que esto no soluciona las cosas de fondo por lo que, a la larga, terminan nuevamente desmotivados y así el ciclo continúa. ¿Qué les sucede?

Estos adolescentes tienen algunas características en común: carecen de reglas, no tienen límites claros, no tienen responsabilidades y pasan solos mucho tiempo, tienen de todo. Si reconoces a tu hijo en Gastón, por favor sigue leyendo, a continuación te doy algunos consejos para aplicar en tu relación con tu hijo adolescente.

  • Abre el diálogo

A Gastón y a tantos adolescentes les falta conocer su motivación, qué es lo que los hace felices y no limitarse a ver pasar la vida por la puerta de su dormitorio. Es muy importante que tu hijo tenga la necesidad de sentirse satisfecho consigo mismo, sólo de ese modo la motivación se dirigirá hacia algo, ya sea el aprendizaje, el trabajo, los vínculos. Para lograr esto crea un entorno de confianza donde él pueda expresar sin miedo sus sentimientos y emociones. No te apresures a decirle que “esas son ideas disparatadas”. Escucha con empatía y sin prejuicios.

  • “¿Sabes dónde te gustaría verte dentro de unos años?”

Esta pregunta anima a la reflexión, no limites sus respuestas, ni coartes su forma de expresarse, permite que tu hijo exprese lo que tiene dentro de su corazón y te cuente aquello que lo hace vibrar. Anímalo a ponerse metas para lograrlo. Incluso cuando tu hijo tenga un sueño que para ti no es factible, no lo desmotives, ni le desanimes, lo importante es que hay algo por lo cual él se apasiona.

  • “¿Para qué quieres eso que quieres?”

La motivación no se puede imponer pero sí se puede descubrir. Quizás tu hijo no tenga muy claro qué es lo que quiere en un par de años para su vida, pero estoy segura que ante la pregunta ¿para qué quieres eso? en su respuesta demostrará qué es lo que necesita para ser feliz: “Para ayudar a otros”, demuestra mucho de sí y de lo que le da significado a su vida.

  • Ajusta el uso del tiempo y los espacios

En la adolescencia es fundamental que tengan tiempo para socializar, divertirse y distenderse, pero es importante que el permiso para salir fuera de casa, las horas frente al televisor, videos juegos, celular y Tablet sean pautados. Como regla promedio no debe superar las dos horas diarias. Del mismo modo fija normas sobre las salidas en tiempo de clases. Muchas veces la desmotivación surge por tener mucho tiempo libre.

  • Cumple con las consecuencias

En vez de hablar de “castigos”, dile que por no cumplir con las reglas del hogar, o con sus rutinas diarias habrá consecuencias de sus faltas: si no estudió a la mañana, deberá hacerlo luego de almorzar, sin importar si a esa misma hora dan su programa favorito y es el último capítulo; si no ordenó su cuarto el jueves, lo deberá hacer antes que lleguen sus amigos el fin de semana, aunque eso reduzca sus horas para divertirse. Este tipo de acciones generará en tu hijo el deseo de cumplir con sus obligaciones diarias.

  • Muestra interés por su vida

Difícilmente tu hijo se sentirá motivado si tú no estás presente en su vida. Cada día mantente involucrada en sus cosas, sus estudios, nuevas amistades, lugares donde fue y aunque el sueño te venza busca un tiempo para estar a solas con él y hacer algo juntos.

La desmotivación puede hundir a tu hijo, si tú no intervienes a tiempo. Que tu amor por tu hijo y tus ganas de ayudarlo sean el motor para reforzar en él las ganas de darle sentido a su vida.

Fuente: familias.com

Vacunas: Qué son, su importancia y efectos secundarios

Las vacunas son productos biológicos obtenidos a partir de agentes infecciosos o microorganismos que pueden producir enfermedades (bacterias o virus).

¿Qué es una vacuna?

Un producto compuesto por gérmenes vivos pero atenuados (debilitados), muertos, o por algunas partes de ellos. Además, pueden contener otros componentes químicos o biológicos que faciliten su conservación o aumenten su eficacia. En niños sanos no producen enfermedad, sino que estimulan sus defensas naturales para protegerles de la infección.

Lamentablemente, hay ocasiones en que algunos padres no llevan a vacunar a sus hijos. Esto puede ser por falta de información o por informaciones equivocadas sobre la gravedad de las enfermedades que se pretenden prevenir, sobre la eficacia de las vacunas o por miedo a los efectos secundarios de las vacunas.

¿Para qué sirve la vacunación?

La vacunación sirve para proteger eficazmente frente a muchas enfermedades contagiosas potencialmente graves o incluso mortales y proteger también en parte a quienes conviven con ellos y no están vacunados. La viruela es un buen ejemplo, porque actualmente esta enfermedad no existe gracias a las vacunas, por lo que ya no es preciso seguir vacunándose contra ella. 

¿Qué hacer en caso de fiebre tras una vacuna?

En general, las reacciones adversas a las vacunas son menores, tomando en cuenta los beneficios de protección de graves enfermedades. Dentro de las medidas a tomar para el manejo de las reacciones adversas más frecuentes están:

  • Manejo de fiebre con uso de analgésicos- antipiréticos como paracetamol si es mayor a 39.
  • Consultar al médico en caso de persistir fiebre por más de 48 hrs y/o existen otros síntomas agregados.

 

Calendario de vacunas en Chile

En nuestro país existe un programa de inmunización gratuita con el siguiente calendario de vacunas, además de la vacuna antiinfluenza en el periodo pre invernal. También contamos con una serie de vacunas extraprograma, cuya indicación es específica y debe ser indicada por el médico tratante.

 

Vacuna Enfermedad que previene Edad de aplicación
BCG
Tuberculosis al nacer
Pentavalente
Difteria, Tétano, Coqueluche, Hepatitis B, infección por Hib 2,4,6 y 18 meses
Polio oral
Poliomielitis 2,4,6 y 18 meses
Anti Neumoco
Neumocócica 2,4 y 12 meses
Tresvírica
Sarampión, Paperas y Rubéola 12 meses y 1° básico
DTP Acelular
Difteria, Tétano y Coqueluche 1° básico

 

Vacunas fuera del programa de vacunación en Chile
Rotavirus:

protege contra el rotavirus, virus con gran incidencia de síndrome diarreico agudo en lactantes. Se recomiendan 2 dosis entre las 6 y 14 semanas de vida, separadas entre ellas por un mínimo de 4 semanas. Esta vacuna se da sólo por orden médica y en los vacunatorios de clínicas privadas, no es posible encontrarla en la farmacia. Si estás interesada en ponérsela a tu bebé, debes consultar primero a tu médico.

Anti Varicela:

Protege contra la varicela o peste cristal. La compra y vacunación se realiza sólo con orden e indicación médica.

Contra la Hepatitis A:

Los principales afectados son los niños entre 12 meses y 14 años. El medicamento se inyecta a partir del año y son dos dosis separadas por seis meses. Esta vacuna dura 20 años. La compra y vacunación se realiza sólo con orden e indicación médica.

Contraindicaciones de las vacunas

Dentro de las contraindicaciones para vacunarse, generalmente transitorias, para evitar reacciones adversas que pueden tener riesgos de salud están:

  • Enfermedad grave en evolución.
  • Fiebre alta.
  • Reacciones alérgicas importantes a algún componente de la vacuna o alguna sustancia en la que fue preparada.
  • Existencia de inmunodeficiencia de cualquier tipo.
  • Tratamiento con drogas inmunosupresoras, corticoides, radioterapia.
  • El componente anti tos convulsiva y por lo mismo la vacuna triple, no debe indicarse en niños mayores de 6 años, casos de enfermedad neurológica en evolución, en epilepsias rebeldes al tratamiento, o si luego de recibir la primera dosis el niño presenta:
  • Encefalopatía en los primeros 7 días.
  • Fiebre mayor de 39,5° C y/o shock dentro de 48 horas después de la administración.
  • Crisis convulsiva dentro de 3 días luego de la vacunación.
  • Está contraindicado el uso de las vacunas contra el Polio y el Rotavirus en niños que están en contacto con pacientes inmunodeprimidos.
Posibles efectos secundarios de las vacunas
BCG
  • Enrojecimiento y aparición de una pústula que puede reventar o no después de 2 a 4 semanas.
  • Puede ir acompañado de salida de líquido o pus.
  • Formación de costra y cicatriz.
  • Fiebre y malestar general.
  • Inflamación de ganglios regionales que pueden aparecer hasta meses o años después (en raros casos).
 Hepatitis B
  • Molestias en zona vacunada, desaparece a los pocos días.
  • Malestar general.
 Hib (Haemophilis influenzae b)
  • Dolor e inflamación local.
  • Fiebre y malestar general.
 Tresvirica
  • Manchas rojas en el abdomen y extremidades una semana después de la vacunación. No son contagiosas ni necesitan tratamiento.
  • Fiebre y síntomas similares a los de un resfrío aproximadamente una semana después de la vacunación y duran un par de días.
  • Leve dolor e hinchazón articular en algunos niños.
 Anti Neumoco
  • Dolor, hinchazón e induración local por 24 a 48 hrs.
  • Fiebre y malestar general.
 Anti Varicela
  • Dolor e hinchazón en la zona vacunada hasta por 2 semanas.
  • Posibles manchas y sarpullidos en el abdomen y piernas desde el 5° día después de la vacunación.
  • Fiebre que puede aparecer hasta un mes después de la vacunación.
 Rotavirus
  • Molestias gastrointestinales (diarrea y cólicos) por 3 a 4 días.
  • Se debe mantener la higiene porque el niño estará eliminando el virus en las deposiciones y otra persona podría enfermarse.

Experta: Marcela Potin, jefa de la Unidad de Calidad y Seguridad Asistencial de la Clínica UC

Fuente: Facemamá.com

¿Cómo explicarles a los niños los fenómenos naturales?

Juan Felipe Velasco

Los niños, en las distintas etapas de su infancia, tienen miedos que son inherentes a su edad y pueden significar una evolución psicológica y un mecanismo de protección. En sus primeros meses, el miedo a extraños y la ansiedad de la separación son los principales factores. Luego, reflejan su temor en creaciones fantásticas como monstruos y fantasmas.

A medida que van comprendiendo el mundo, las situaciones reales de riesgo se convierten en una preocupación para ellos. Por ello, los fenómenos naturales como los terremotos y tormentas pueden ser un factor que genere pánico en los pequeños.

Isabel Cristina Bettin, psicóloga de preescolar del Gimnasio Los Caobos de Bogotá, afirma que “el hecho de asustarse con fenómenos naturales se presenta primero porque son eventos que se salen de lo cotidiano. Además, son acompañados por ruidos fuertes”.

Igualmente, agrega, “en la mayoría de los casos, la oscuridad y exceso de agua en caso de tormenta, que se aumenta con el ruido del viento y el movimiento de los árboles o golpes de puertas o ventanas, si ellas están abiertas, hacen la situación más fuerte en lo sensorial para el niño”.

¿A qué le tienen miedo los niños y por qué?

También, si el infante ha visto episodios de películas o videojuegos relacionados con el fenómeno natural donde se presente como algo negativo, o haya recibido información por parte de un conocido que lo preocupe, es probable que tenga un impacto en su emoción.

Para aliviar el miedo del pequeño, lo primero que se debe hacer es validarlo, pues él lo está sintiendo como algo latente. Por eso, poco a poco se le pueden ir explicando los fenómenos naturales desde la ciencia, diciéndoles que son pasajeros y mientras se encuentren en su hogar (en el caso de tormentas, por ejemplo), no les harán daño.

De igual forma, deben conocer que “ante los temblores, las construcciones están hechas con un sistema de seguridad sismo resistente que protege a las personas. En cuanto a las tormentas, algunas edificaciones tienen pararrayos que atraen la energía y los descarga en un sitio especial”, agrega la psicóloga.

Lo importante es que el lenguaje y la explicación sean de acuerdo con la edad. Si son muy pequeños, se puede usar la imaginación y hacerlo de manera metafórica, cariñosa y respetuosa, pero real. También es válido utilizar ejemplos, buscar explicaciones didácticas y videos que les ayuden a entender de qué se trata cada uno de los fenómenos.

Se recomienda, además, no ridiculizarlos ante los miedos, no regañarlos ni violentarlos. Por el contrario, se debe ser respetuoso de su emoción. Adicionalmente, es mejor evitar que los pequeños se acerquen al tema por medio de películas o videojuegos, pues ellos pueden distorsionar y exagerar la realidad.

Temblores, un miedo compartido

Uno de los momentos donde los padres coinciden en su temor con los hijos, puesto que pueden sentir que su vida o integridad física está en riesgo son los movimientos telúricos. Si bien existen protocolos que se deben conocer y seguir por seguridad, algunos adultos entran en pánico y contagian de esta reacción a los niños, que terminan por asustarse aún más.

Dado lo anterior, explica Bettin, “en caso de un temblor o terremoto, es más el modelamiento o ejemplo de los cuidadores o personas que están cerca, los que van a marcar la pauta de comportamiento en cuanto a la reacción emocional ante situaciones de incertidumbre y ajenas a su control”. En otras palabras, es necesario mantener la calma para transmitírsela al niño y que este sepa manejar sus emociones en el momento.

Creatividad para la calma

En Ecuador, país que sufrió el 16 de abril de 2016 un terremoto que devastó parte de la zona costera, la Fundación Telefónica creó los ChatBooks, una iniciativa gratuita donde los padres enviaban un mensaje de texto con la palabra ‘cuento’ a un número en WhatsApp, y recibían un pequeño relato enfocado a ayudar a los infantes a superar el trauma y el miedo que les generó el temblor.

Marcela Farfán, escritora de los cuentos infantiles, manifiesta que “en los cuentos le decíamos a los niños: tranquilos, no se asusten, traten de escuchar a la Pachamama (la Tierra). Utilizamos cuatro personajes principales: una nube, un volcán, una laguna y una montaña que vivían en los Andes. Por ejemplo, en uno de los cuentos, el volcán se sentía indigesto y explotaba para sentirse mejor”.

Entonces, por medio de la imaginación y el refuerzo del vínculo afectivo padre-hijo por medio de los relatos fantásticos, más de 11000 personas se beneficiaron inicialmente con 30 cuentos, uno diario, pero la acogida fue tal que duplicaron la cantidad de relatos.

La escritora, creadora del proyecto Cada niño con su cuento, que busca fortalecer el autoestima de ellos por medio de la personalización de relatos, los cuales les ayudan a comprender una situación específica de su vida, complementa que “está psicológicamente comprobado que la relación entre el padre que le lee a su hijo cuentos y el que no lo hace es diferente porque cuando le lees un cuento en la noche al niño, él entra en un modo tranquilizante y abre su imaginación”.

Fuente: abcdelbebe.com

Profesora crea estrategia anti bullying

El bullying sigue siendo un problema constante en las escuelas, pues no es tan fácil detectarlo, pues muchas veces se manifiesta de forma silenciosa. Sin embargo, una maestra de primaria ideó una ingeniosa estrategia que detecta un problema de bullying antes de que ocurra. ¿Quieres conocerla?

 Llegado el viernes, una profesora de una escuela norteamericana, le da una hoja en blanco a cada uno de sus alumnos para que escriban dos sencillas preguntas:

 1.-¿Con qué niños quieres sentarte la semana que viene? (deben elegir a 4 de sus compañeros)

2.-¿Quién es el mejor que se portó esta semana?

 Los niños responden a pesar de que saben que no se sentarán con sus mejores amigos, y el plan de la profesora no se trata de reorganizar las mesas. Su objetivo es saber quién se queda al margen; es decir, el nombre menos recurrente en las respuestas de sus alumnos o simplemente no aparece nunca.

Después de recoger las hojas de sus alumnos, la profesora hace un análisis de las respuestas, con el cual organiza un organigrama de las relaciones que hay entre sus alumnos, con el cual determina a los siguientes personajes:

 -Quién lidera grupos o a quién admiran más.

 -Quiénes, sin ser líderes, son muy populares.

 -Quiénes, sin ser populares, reciben apoyo.

 -Quienes son relegados, y los que, por obviedad, son blancos fáciles del bullying.

 Después de identificar a los niños solitarios, busca equilibrar las relaciones entre sus alumnos reintegrándolos, con el objetivo de que el alumno solitario encuentre apoyo en aquellos que puedan defenderlo, y alejándolo de posibles acosadores. Y también llevando con su grupo las siguientes actividades:

 -Asambleas de clase: estas se hacen cada semana para exponer los problemas que surgieron en clase y buscar las soluciones.

-Convivencia para lograr empatía entre sus alumnos: es muy importante conocerlos en realidad y saber con qué sueñan, quiénes son sus amigos y si se sienten a gusto en clase.

 -Apoyar a los niños con menos amigos: enseñar a estos pequeños cómo integrarse con otros niños sin que se sientan intimidados.

 ¿Qué les parece la estrategia de esta profesora?

Fuente: padresehijos.com.mx/