Entradas

Esto es lo que la firma de los niños revela de su personalidad

La firma de los niños representa su sello personal, la marca que usan para identificarse, para dejar evidencia de que algo ha sido hecho por ellos y para dar validez a algo con lo que está de acuerdo. Pero, ¿sabías que la firma de los niños revela su personalidad y algunas de sus emociones?

La relación entre la firma de los niños y su personalidad

Una investigación realizada con niños de 7 a 15 años concluyó que los pequeños tienen bastante claro qué significa firmar y la diferencia que entraña el solo hecho de escribir su nombre; de modo que, es alrededor de los 7 años que gradualmente la mayoría de los niños empiezan a desarrollar su “sello personal”.

La grafología, que es la disciplina que trata sobre la forma en que nuestra escritura refleja aspectos clave de nuestra personalidad, ha desarrollado una serie de parámetros de interpretación de la firma tomando en cuenta muchos aspectos tales como: su forma, su ubicación, su tamaño, su dirección, su presión, su legibilidad, entre otras.

Obviamente los niños se encuentran en un proceso de desarrollo que hace que su forma de firmar cambie continuamente hasta que alcanzan la madurez (y aun así sigue en continuo cambio durante la vida adulta según las circunstancias de vida). Por otro lado, un análisis formal solo podría ser hecho por un profesional.

Sin embargo, resulta interesante que le pidas a tu hijo que haga una carta y la firme. Podrás observarla y tratar de encontrar relación con algunas de las interpretaciones básicas sobre la personalidad (sin perder la perspectiva de que sólo es un ejercicio donde no hay nada determinante aún). Estas son algunas de las consideraciones que debes tener en cuenta.

Sus rasgos según la ubicación de la firma en el texto

¿Dónde ha hecho la firma tu hijo? El lugar en el que ha escrito su nombre en relación al folio y al resto del texto puede hablar sobre ciertos rasgos de su personalidad.

1. Si está muy cerca del texto o casi lo roza
Indica por lo general cierta dependencia, inseguridad y necesidad de sentirse protegido.

2. Si está cerca del texto, pero no lo roza
Probablemente se trate de un niño equilibrado, que se adapta bien a las distintas situaciones.

3. Si está muy lejos del texto
Normalmente habla de un niño reservado o introvertido, que no muestra fácilmente sus emociones y a quien le gusta poner distancia entre lo que en verdad siente y lo que demuestra.

4. Hacia la izquierda del texto
Puede tratarse de un niño o joven a quien no le gustan los cambios, indica por lo general cierta inseguridad e introversión. Es probable que prefiera mantenerse protegido en la seguridad del pasado antes de enfrentarse a lo desconocido. También puede ser que esté pasando por una situación difícil que le cueste enfrentar o que le genere mucho estrés.

5. En el centro del texto
Habla de una personalidad muy equilibrada y controlada, poco espontánea, que regula sus impulsos y la expresión de sentimientos.

6. A la derecha del texto
Por lo general se trata de un niño optimista, luchador, dinámico y con confianza en lo que vendrá.

Lo que revela el tamaño de la firma de los niños

¿De qué tamaño es la firma si lo comparas al resto del texto que ha escrito? Estas son algunas de las claves a tener en cuenta.

– Texto grande, firma pequeña
Normalmente tiene relación con falta de confianza y seguridad. Puede tratarse de un niño sobreprotegido por sus padres.

– Firma que corresponde al tamaño del texto
Se trata de personas bien ubicadas en su realidad, equilibradas, transparentes, que se muestran tal como son.

– Firma grande, texto pequeño
En muchas ocasiones puede tratarse de alguien que muestra exceso de confianza en él y sus capacidades. Se percibe superior a los demás, o bien puede tratarse de, un mecanismo de defensa contra sentimientos reales de inseguridad. Normalmente tratan continuamente de llamar la atención y necesitan reconocimiento y atención.

Las emociones de tu hijo según la dirección de su firma

Hay niños que tienden a escribir hacia arriba, mientras que otros hacen los renglones rectos y otros se van hacia abajo. Con las firmas ocurre algo similar, lo que revela distintas emociones del niño que ha firmado.

– Una firma ascendente
Normalmente se trata de personalidades ambiciosas, optimistas, con objetivos altos.

– Cuando la firm es horizontal
Demuestra estabilidad, objetividad y madurez.

– Si la firma es descendente
Muestra pesimismo, tristeza, desánimo.

Existen muchas interpretaciones más sobre la rúbrica (trazos que se añaden al nombre al firmar) y el nombre en la firma. Sin embargo, esas aún son difíciles de identificar porque los niños y jóvenes aún están en experimentación.

Solo vale la pena saber que, entre más sencilla sea la firma, (por ejemplo, aquellos que solo escriben su nombre), es un indicador mucho mayor de personalidad, objetividad y transparencia sobre aquellos cuya rúbrica es demasiado ornamentada o ilegible.

Fuente: guiainfantil.com

“Dime de qué presumes y te diré de qué careces” El COMPLEJO DE INFERIORIDAD

¿QUÉ ES LA INSEGURIDAD PERSONAL?

La inseguridad es una reacción emocional, representada como malestar o tensión, que se presenta ante situaciones generalmente relacionadas con el ámbito social o la toma de decisiones.

Y esta reacción se da por no confiar en las propias habilidades sociales o capacidad de toma de decisiones. O lo que es lo mismo, falta de confianza en uno mismo, por percibir también una falta de control sobre el ambiente.

El “sentirse inseguro” es algo muy común. Es imposible manejar a la perfección todos los aspectos de la vida. Dudar de uno mismo no es en sí negativo. Es darnos cuenta de que hemos llegado a nuestro límite, y a partir de ahí, debemos de tomar la decisión de si nos arriesgarnos un poco más, o nos retiramos hasta que el momento sea más idóneo.

Pero, como pasa con todo, esa duda constante que provoca la inseguridad se convierte en un problema real cuando no somos capaces ni de tomar decisiones por nosotros mismos, o nos supone un problema para relacionarnos con los demás.

¿CÓMO EXPRESAMOS ESA INSEGURIDAD EN UN COMPLEJO?

Hay dos formas de expresar esa inseguridad. O nos aislamos de todo, agudizando nuestra timidez hasta el límite de una fobia social, o un trastorno de personalidad dependiente; o por el contrario, intentamos sobrecompensar esa inseguridad, intentando jugar un papel de una persona segura.

Y cuando hablamos de sobrecompensación, me refiero a que las personas muy inseguras, con el afán de ocultar esa inseguridad, pues tienden a tomar una posición más arrogante y despectiva con la gente. Llegado a este punto, tenemos que hablar del complejo de inferioridad.

En otras palabras: si él no puede resaltar, pues hace que los demás tampoco resalten. En este sentido, una persona con complejo de inferioridad, tal y como lo describía Adler, podrías identificarlo por las siguientes señales:

  • Intentarán hacerte sentir inseguro de ti mismo:

¿No has notado alguna vez que tenías un buen día, y al empezar a hablar con alguien, empezó a hacer que te sintieras inseguro, o como que no vales tanto como pensabas? Pues quizás esa sensación te la haya transferido esa otra persona.

Por supuesto, no me estoy refiriendo a insultos o a descalificadores directos. Las personas inseguras siempre tienen esa falsa modestia. Por lo que empezará a cuestionarte con preguntas inocentes… pero con mucho efecto.

Cuando una persona insegura te está descalificando de esa manera tan sutil, lo que está haciendo en realidad es proyectar esa inseguridad y temor de no estar a la altura contigo.

  • Necesitan mostrar constantemente su valor

Las personas inseguras tienden a estar constantemente mencionando lo bien que les va en la vida. Los logros que tienen, su formación, medallas, etc… A veces incluso sin venir a cuento en la conversación.

Cuando ya has aprendido a identificar esta señal, ves la intervención como muy descarada. Pero por lo general siempre lo harán con falsa modestia.

Este intento constante de cualificarse es también un intento de autoconvencerse de que son valiosos y que están a la altura.

  • También son muy críticos y refinados:

Refinados en el sentido de que nunca van a lo mainstream. Eso ya lo probaron en su momento y para ellos está pasado de rosca. Sus gustos son más cool, más chick.

A veces, lo único que hacen es criticar de la misma manera que decíamos al principio que criticaban tus logros. Pero encaminados a tus gustos culturales. Es por eso que muchas veces estas personas se les tachan de ser muy snobs.

Pero vamos, que esto no es más que una estratagema para autoevaluarse a sí mismos sobre sus propios gustos, y para dar una imagen de especiales.

  • Y por supuesto, la característica más palpable que es la falsa modestia

Esta es la forma que tienen estas personas inseguras de presumir, pero sin que se note que presumen. O de criticar, pero de forma indirecta.

¿QUÉ ESCONDEN REALMENTE?

Bien. Seguramente os habéis dado cuenta que cada punto de los anteriores, tiene una puesta en escena. Una cara al público que es lo que la persona insegura proyecta a los demás. Y paralelamente, cada característica anterior, tiene un conflicto interno que lo acompaña. Ya sea una autoevaluación, una forma de reafirmarse, o una proyección de sus inseguridades.

Cuando se quiere sobreactuar en la vida real todo queda muy ridículo. Pero detrás de esa sobrecompensación, de esa fachada de que todo les va maravillosamente, se esconde la angustia por no sentirse a la altura de las circunstancias.

Y eso, fuera de lo ridículo, es lo que les hace sufrir. El no poder resolver esos conflictos internos que los bloquean.

Por eso, ante personas inseguras que muestren este complejo, siempre es mejor mostrar la mejor de nuestras caras: la humildad. Ser humildes y sinceramente modestos es la mejor vacuna contra cualquier inseguridad que nos intenten impregnar.

Además que esa sincera humildad y modestia, ante una persona insegura que nos vea en principio como amenaza, al percibir que no les juzgamos o consideramos ni inferiores o superiores, tratará poco a poco de abrirse a nosotros. Aunque en general, si estas conductas las consideráis tóxicas para vosotros, lo mejor es no implicarse demasiado.

Fuente: muhimu.es

 

La propia valoración: un camino para encontrarte contigo

Por: Ligia Valenzuela

Cuando Abraham Maslow, Psicólogo Humanista del siglo XX, presentó su famosa “Pirámide de los Motivos” en su libro Motivación y  Personalidad, lo hizo para explicar “qué  mueve a una persona a actuar como lo hace”. En este sentido,  dejó ver que las personas buscan satisfacer,  primero que nada, su necesidad de alimentación, luego buscan  su seguridad, en tercer lugar, amar y ser amado y por último, buscan satisfacer  necesidades que llamó “más elevadas”, es decir, las relacionadas con la búsqueda de reconocimiento y  respeto (Autoestima) y la de auto-realización a partir de lo que piensan y creen  a cerca de sí mismas, es decir, a partir de la propia valoración.

          Esto último, sería para Maslow, el punto ideal del ser humano.  Sin embargo, hoy día sabemos que solo un porcentaje muy bajo de las personas pueden alcanzarlo… Por qué?  Porque evitamos  reconocer o hacer consciencia de nuestras mejores habilidades, fortalezas y virtudes! Tenemos una fuerte tendencia a minimizar toda característica o rasgo de nuestra personalidad que sabemos  valioso!  Buscamos que sean otros quienes lo validen y lo aprueben,  muchas veces, por  un falso entendimiento de lo que es la humildad, y otras, por falta de seguridad en nosotros mismos. De ahí, la importancia de  trabajar la valía personal si queremos ser reconocidos, valorados y respetados por los demás!

A continuación, les propongo algunas prácticas, cada una de las cuales, en su momento, fueron muy valiosas en lo que ha sido el camino de mi propio crecimiento interior.

1ro: Deja de criticarte y de culparte! Los pensamientos negativos y hostiles a cerca de uno mismo generalmente son producto de la culpa y el rechazo por errores cometidos, palabras que nunca se debieron haber dicho, acciones excesivas que lastimaron a otros  y  que nunca nos hemos perdonado.  Descubre a esa otra persona que también eres y acéptate y perdónate!!  Sólo desde esa perspectiva, podrás desarrollar un plan que contenga afirmaciones de reconciliación y perdón que te ayuden a producir cambios.

2do: Como te ves, te sientes! La imagen que tienes de ti, produce un efecto en los pensamientos que sobre tí mismo tienes. Estos pensamientos impactan el sistema emocional generando una gran variedad de estados de ánimo. Por esa razón, escoge los mejores pensamientos a cerca de ti!

3ro: No dejes que tus pensamientos te atemoricen. Deja de angustiarte con las situaciones que estás viviendo o con las que crees que puedan venir! Sabias que las afirmaciones negativas tienen poder? Sustitúyelas por otras también posibles y quizás más reales. Por ejemplo: Qué sería lo peor que pudiera ocurrir? Pase lo que pase, saldré adelante…Todo pasará…Estaré bien…Todo está bien!

4to: Se paciente y perseverante. Piensa en qué clase de vida quieres para ti en lo adelante! Qué piensas que tienes que hacer para lograrlo…Todo proyecto, no importa lo simple o complicado que sea, necesita una planificación detallada, ponerlo en acción y desarrollar una gran capacidad de paciencia y perseverancia para llevarlo a cabo!

5to: No huyas, enfréntate a ti mismo/a. El sentimiento de no ser merecedora de algo o de alguien, es fruto de que a lo mejor  no recibimos el suficiente apoyo en la familia, en la escuela o entre los compañeros de colegio. Las críticas constantes y el rechazo de nuestros iguales nos hicieron sentir inadecuados… Hoy, puedes rendirte y vivir huyendo de estos pensamientos, o puedes conectarte con lo que quieres para tí ahora y que todavía no lo has podido obtener. Aclara contigo misma/o cuál es tu propósito, por qué luchas, qué quieres lograr,  porque “todo lo que persigas, si te lo propones, lo lograrás!” Solo es cuestión de tiempo y de establecer las estrategias correctas.

6to: Busca Apoyo! Crea una red de apoyo entre amigos y colegas. La autosuficiencia no es buena, nos aleja del resto de las personas. Conversa con otras personas que hacen lo mismo que tú! Observa cómo hacen las cosas, qué les funcionó! Y aprende de ellos!

7mo: Se Paciente con los errores cometidos. Todos nos hemos equivocado y nos podemos seguir equivocando! Podemos comenzar de nuevo y hacer las cosas de otra manera. Deja que se marche lo que no te está haciendo feliz! Deja ir esas situaciones negativas que estás viviendo, porque mereces cosas mejores! Este nivel de consciencia permitirán que cosas grandes suceden en nuestra vida!

Descubre la personalidad de tu hijo según su color favorito

Los colores influyen en las emociones y la personalidad

Si tu hijo es muy pequeño puede que todavía no se haya definido por ningún color en concreto, pero lo cierto es que los colores que los niños escogen no son al azar, sino que definen parte de su personalidad o de su estado de ánimo.

Ya sea el color de la ropa que le gusta llevar, la ficha del juego que siempre elige o el color del cepillo de dientes, los niños tienden a escoger un color favorito, y aunque puede que lo cambien según van creciendo, el color favorito de cada momento de su vida nos está mostrando algo sobre su conducta, personalidad o sentimientos.

Aunque no es una ciencia, los cierto es que cientos de estudios de mercado y de marketing han dedicado parte de sus inversiones a ver cuáles son los patrones de comportamiento con respecto a los colores de los posibles compradores.

Lo mismo pasa con los juguetes, las empresas jugueteras usan los colores dependiendo del tipo del niño al que se dirigen, su edad ,e incluso su sexo.

Es innegable que los colores nos afectan al estado de ánimo, y que se asocian a él, de ahí frases tan acertadas como: “hoy lo veo todo negro”, o “la vida es de color de rosa”.

Los colores desprenden energía, ya que son longitud de ondas de luz, y esa energía también afecta a las personas, especialmente a los niños que son más receptivos a ellas.

La psicología ha descubierto unos patrones comunes de conducta en las preferencias por los colores de las personas, así que, si a tu hijo le gusta un color en concreto, puede que se aproxime mucho al tipo de personalidad que se asocia a él.

Personalidad del niño por su color favorito

Blanco

Muy pocos niños lo escogen como color favorito. Es el color de la inocencia, del bien y de los niños organizados, independientes y con sentido común, quizás por eso no se convierte en uno de los favoritos hasta que no se convierten en adultos.

Amarillo

Es un color contradictorio, ya que por un lado encontramos niños muy optimistas, pero también celosos. Son niños muy creativos, e imaginativos, pero racionales y prácticos.

Suelen ser exigentes consigo mismos y con los demás, y tienen bastante control sobre sus emociones.

Naranja

Niños muy extrovertidos, que reclaman estar siempre con sus amigos, pero que necesitan siempre la aprobación de los demás.

Son niños que buscan constantemente el equilibrio, a los que les gusta el deporte, el movimiento y ponerse constantemente retos.

Rojo

Son niños pasionales, intensos, activos y muy optimistas. Suelen moverse por impulsos, y no tienen tiempo para la reflexión. Suelen ser niños seguros de sí mismos, de carácter abierto, competitivos y con necesidad de controlar todo lo que hay a su alrededor.

Rosa

Muy asociado a las niñas, este es el motivo por el que muchos niños lo rechazan. Refleja el amor incondicional y la aceptación de aquellos cercanos.

Son niños muy sensibles a los que les afectan mucho las emociones que les rodean. Les encanta el romanticismo y son muy amorosos con sus padres.

Verde

El color de la naturaleza, de la esperanza y de la lealtad. Son niños fieles a sus amigos, a los que consideran especialmente importantes. Necesitan sentirse cerca de los demás y son muy dependientes de ellos.

Son positivos y vitales, pero siempre están pendientes de lo que los demás opinan de ellos.

Azul

El color más apreciado por los niños, ya que es uno de los que más tonalidades posee.

Los niños que tienen el azul por color favorito buscan la tranquilidad y la verdad. Se preocupan por los demás, pero son independientes y firmes en sus opiniones sin influencias externas.

Son niños que no cambian con facilidad, ya que tienen muy arraigadas sus creencias, y son muy equilibrados.

Morado

Son niños muy sentimentales y espirituales, pero no suelen mostrar en público sus emociones y reflexionan antes de expresarse ante los demás.

Son niños perfeccionistas a los que les gusta mucho ayudar a los demás.

Marrón

A muy pocos niños les gusta el color marrón. Sin embargo, los niños que lo escogen como favorito son grandes amigos, niños sencillos y naturales. Les gusta la comodidad y sentirse seguros rodeados de los suyos,  a los que les gusta la estabilidad y la sencillez por encima de los lujos.

Gris

No hay niños grises, sino que los niños a los que les gusta este color son personas equilibradas, tranquilas y conservadoras.

Un poco distantes en sus emociones y demasiado racionales. Pueden ser un poco pasivos y les gusta moverse entre rutinas.

Negro

Es el color de la elegancia, del poder y de la negación. Los niños que buscan este color son personas a los que les gusta el control y el poder, pero lejos de parecer distantes son niños que pueden tener unas grandes inclinaciones artísticas.

 Fuente: guiainfantil.com

¿Premiar con regalos, dinero y comida?

¿Cómo se premia a los niños y niñas? ¿Qué consecuencias podrían tener las recompensas inadecuadas? ¿Cómo se expresa el amor en una familia? En realidad, se trata de un tema muy complejo  que, en la mayor parte de las unidades familiares, NO causa problemas: el problema viene cuando se merma la capacidad de trabajar sin gratificación inmediata, cuando puede afectar a la autoestima y a las relaciones afectivas entre quienes componen la familia o, cuando a la larga, podría dar lugar, incluso, a comportamientos destructivos.

  • Premiar con regalos o dinero.

A veces, lógicamente, ante grandes logros, podemos hacerles un regalo… lo importante en realidad es que sea proporcional y no consista en perseguir “zanahorias materiales” (bicicletas y ordenadores, en mi entorno) por defecto: si la motivación para sacar buenas notas es una bicicleta, o si la motivación para aprobar el acceso a una Universidad es dinero, ¿dónde queda la motivación intrínseca y el propio premio que constituye el hecho de lograr objetivos difíciles?

Más tarde, a lo largo de su vida adulta, no siempre tendrá recompensas materiales a la vista: esto dificulta mucho el emprendimiento de proyectos con una gratificación a largo o muy largo plazo, como puede ser una FP, una carrera universitaria o comenzar una carrera profesional desde abajo. Si bien es cierto que en cuestiones laborales, como es obvio, el incentivo sería el salario, muy a menudo, al principio de la vida profesional el sueldo puede llegar a ser calificado de “mísero” y, en consecuencia, la motivación extrínseca al principio será insuficiente. No nos parece bien ni normal pagar mal a los y las jóvenes, pero así es la vida: dadas las circunstancias, ligar la autoestima a acumular lujos materiales es más desesperante que otra cosa.

¿Qué pasa cuando las cosas salen mal y, encima de salir mal y no conseguir su objetivo (por ejemplo, sacar un 10), tampoco ha conseguido su regalo? Una doble pérdida: mal asunto. Sobreviene la frustración y los sentimientos de fracaso. No siempre las cosas salen como las familias quieren, o como los propios niños y niñas quisieran: a veces los exámenes salen mal por mucho que nos esforzamos, y una vez, y otra vez, y otra más, perdiendo “premios” a la vista y perdiendo un autoconcepto sano referido a habilidades intelectuales, ¿qué hacen? Convertir a esa persona en una persona con una autoestima bajísima y una autoimagen completamente deformada en lo referido a su valía y habilidades. Sabes bien que las notas del colegio o el salario de su primer año de trabajo NO definen a tu hija o hijo: si se entera él o ella, también, mejor 😉

¿Quieres regalarle un ordenador porque estás muy contenta de las notas de tu hijo en su primer año de carrera? Perfecto, pero la diana no es “sacar buenas notas para…”: sencillamente, es un regalo que le das porque quieres _(y no le avisas 3 meses antes…porque entonces no es regalar, es premio)

Desde luego, los regalos y el dinero no solucionan los conflictos familiares: de hecho, los agravarán seriamente. Si el dinero y los regalos han sustituido durante muchos años los cuidados emocionales, el apego y el contacto físico, las palabras de ánimo, el escuchar a las hijas e hijos, sentirá intuitivamente que sus necesidades emocionales y afectivas no están siendo cubiertas por su familia: más tarde o temprano, podría darse cuenta de con qué se está sustituyendo el “cariño gratuito” y, entonces, sí empezarán los problemas, la soledad, la desconfianza y la distancia.

 Premiar con comida

Esta práctica, ciertamente, sí se hace con mucho amor de por medio (rarísima vez se hace para sustituir el contacto físico y emocional o para quitarte al niño de en medio): de hecho, en nuestra sociedad, asociamos cocinar con el amor, y realmente el cuidado de la familia es amor… pero parece que, en ocasiones especiales, esa expresión de preocupación mutua y cuidados va mucho más allá de procurar el bienestar físico y la salud de nuestra pareja o descendencia.

Premiar con alimentos altamente palatables (normalmente, harina, azúcar y grasa) es una puerta de paso, nos guste o no, a una persona adulta que come emocionalmente para calmar su ansiedad, a relaciones poco sanas con la comida o, incluso, a otro tipo de adicciones que podrían calificarse de análogas: el hecho de encontrar confort en la comida cuando vengan los malos tiempos, asociándolo con la felicidad que sentía cuando su familia se enorguecía de él y le daba bollos rellenos de chocolate, no parece buena idea, ¿verdad? Obligar a niños y niñas a terminarse todo lo que hay en plato so pena de castigo o riña, tampoco es conveniente: altera, fisiológicamente, sus mecanismos de saciedad y, emocionalmente, resulta desorientador en la vida adulta. Además, no se suele premiar con alimentos saludables.

Además, este tipo de alimentos saben demasiado bien, lo cual puede provocar rechazo a la comida saludable que sí debe ocupar la mesa a diario.

Los alimentos de consumo ocasional deberían ser algo naturalizado como tal y no algo extraordinario asociado a experiencias y sentimientos extraordinarios: se consumen ocasionalmente, saben bien y no componen más del 5% de la alimentación.

El otro extremo, prohibir totalmente, daría lugar a algo parecido en la adolescencia y edad adulta, en muchos casos: la rebelión. El punto medio es la virtud: dar ejemplo y tomarse las cosas de forma natural, sin exagerar y haciendo que lo ocasional sea ocasional y sin mayor motivo de celebración de por medio.

 ¿Cómo premiar?

El amor se expresa… expresándolo 😀

  • Las tartas no son amor, la bici no es amor y el dinero no es amor: las tartas son tartas, las bicicletas son bicicletas (de hecho, sí que es una buena inversión en salud, más que un regalo), y el dinero es dinero.
  • El amor es escuchar, abrazar, respetar y cuidar de las necesidades de una personita pequeña. Eso no da lugar a adultos y adultas malcriadas y “mimadas”, con ese tono despectivo tan horrible (¿habrá algo mejor que los mimos, acaso?), sino a personas sanas, con una autoestima alta, asertividad, motivación intrínseca y valores morales firmes. Mimar y respetar no es “consentirlo todo”, aunque quieran hacernos creer eso: hay límites, cariño y, por parte del peque, autodisciplina y autonomía.

Halagos y mimos (contacto físico), un paseo, jugar juntos, una tarde con sus amigos/as, hacer una sesión de cine en casa con compis, o ir toda la familia a ver una película son excelentes ideas.

 

Fuente: escuela20.com

 

¿Es cierto que los países tienen “personalidades”? ¿O se trata sólo de estereotipos?

Christian Jarrett BBC Future

Un inglés introvertido, un estadounidense descarado y un japonés trabajador. Los estereotipos nacionales son fáciles de hacer.

Pero ¿realmente existen personalidades diferentes para cada país?

Cuando los psicólogos hacen el mismo test de personalidad a cientos o miles de personas de países diferentes, encuentran puntuaciones diferentes según cada cultura.

En otras palabras, la personalidad promedio de un país a menudo suele ser diferente a la de otro.

Pero estas diferencias entre naciones no corresponden a los estereotipos que muchos tenemos.

Aunque solemos estar de acuerdo en lo que define la personalidad típica de un país, incluido el nuestro, las investigaciones sugieren que nuestros supuestos muchas veces son erróneos.

Brasileños, suizos y malteses: los más extrovertidos

Varios estudios internacionales han documentado las diferencias culturales respecto a la personalidad.

Uno de los más completos fue publicado en 2005 por Robert McCrae y 79 colaboradores en todo el mundo que analizaron a más de 12.000 estudiantes universitarios de 51 culturas.

GETTY IMAGES. Image caption. Algunos estudios sugieren que las personas que viven en islas pueden ser más introvertidos.

Basándose en diferentes perfiles de personalidad, los investigadores presentaron una puntuación de rasgos “colectivos” para cada cultura.

Quienes acumularon una mayor puntuación en extroversión fueron los brasileños, los suizos franceses y los malteses, mientras que los menos sociables resultaron ser los nigerianos, marroquíes e indonesios.

Los que tuvieron más puntos en apertura fueron los suizos alemanes, los daneses y los alemanes, mientras que los menos abiertos, según este estudio, son los chinos de Hong Kong, los irlandeses del Norte y los kuwaitíes.

Por supuesto, es importante recordar que estos son sólo promedios.

Hay muchas coincidencias entre países y controversias sobre cómo interpretar los resultados.

Los expertos también dicen que es un problema saber cuántos ciudadanos de cada país están dispuestos a marcar la casilla de los rasgos más extremos en un test psicológico.

Pero, a pesar de los retos metodológicos, varios estudios han analizado la cuestión de manera global. Y los resultados son bastante consistentes.

Los neuróticos: Japón y Argentina

Investigaciones internacionales sobre la personalidad también mostraron que, aunque los rasgos varían entre culturas, la estructura básica de la personalidad, organizada en cinco aspectos fundamentales, suele ser universal.

David Schmitt, de la Universidad Bradley en EE.UU., dirigió un estudio en 2007 en el que analizó a más de 17.000 personas de 56 países en todo el mundo.

GETTY IMAGES. Image caption. Ni los expertos ni las personas comunes y corrientes que han participado en estudios sobre estereotipos nacionales han acertado.

Los países más neuróticos, según este estudio, resultaron ser Japón y Argentina, mientras que los menos, República del Congo y Eslovenia.

Por otra parte, las puntuaciones más altas para amabilidad se las llevaron los jordanos y los congoleses, mientras que los japoneses y lituanos obtuvieron las más bajas.

Este estudio también reflejó las similitudes entre países de una misma región y descubrió que, por ejemplo, en África la gente suele obtener más puntos en responsabilidad que personas de otros continentes, como Asia.

  • ¿Por qué los niños holandeses son los más felices del mundo?
Estereotipos errados

Pero si bien es cierto que existen diferencias de personalidad entre culturas y naciones, no suelen coincidir con los estereotipos.

Probablemente tengas una idea en tu cabeza de la personalidad promedio de la gente de distintas culturas.

Sin embargo, raramente se corresponden con la realidad.

A principios este siglo, en una de las primeras comparaciones de estereotipos nacionales con las diferencias de personalidad, el psicólogo Robert McCrae puso a prueba las asunciones sostenidas por expertos en psicología cultural.

GETTY IMAGES Image caption.  Estudios ponen a los argentinos a la par con los japoneses como los más neuróticos.

McCrae presentó a un panel de ocho de esos expertos una lista de 26 culturas diferentes del mundo sobre las que existían datos promedio relativos a la personalidad.

Luego, McCrae le pidió a los expertos que organizaran las culturas en listas con puntuación de mayor a menor (siendo 7 el máximo) para cada uno de los principales cinco rasgos de personalidad,

Su desempeño fue lamentable. En comparación con los datos reales, apenas llegaron a adivinar alguno.Pero el resto de nosotros no lo hacemos mucho mejor.

  • ¿Qué nos hace realmente felices en la vida?: algunas lecciones de Harvard tras 76 años buscando las respuestas

En 2005, Antonio Terracciano y sus colegas analizaron a cerca de 4.000 participantes de 49 culturas en seis continentes.

Y, de nuevo, la idea de los participantes sobre la “personalidad típica” de cada paísno se correspondió con el perfil real.

Un estudio más reciente publicado en 2013 incluyó a más de 3.000 participantes de 26 naciones. La conclusión fue la misma.

Genética e historia
Pero ¿qué podría explicar las diferencias nacionales en la personalidad?

Probablemente, las razones son en parte genéticas, relacionadas con patrones históricos de migración.

GETTY IMAGES Image caption.  En los países más neuróticos, los ciudadanos suelen ser más vulnerables a enfermedades de salud física y mental.

Por ejemplo, quienes tienen rasgos relacionados con la toma de riesgos y con la apertura suelen ser más proclives a migrar, por lo que representan regiones en las que ha habido más migraciones.

Y, contrariamente, es probable una población aislada sea más introvertida y cerrada a través de generaciones.

Una serie de estudios recientes con isleños residentes en varios archipiélagos italianos puso a prueba estos principios.

Andrea Ciani, de la Universidad de Padua y sus colegas encontraron que los isleños son menos sociables y abiertos, pero más responsables y emocionalmente estables que sus vecinos peninsulares.

Esto se debe a que, con el tiempo, los individuos más atrevidos decidieron emigrar y abandonar las islas.

Sin duda, los factores ambientales también juegan un papel importante.

Por ejemplo, existen pruebas de que los rasgos asociados a la sociabilidad y a la apertura abundan menos en regiones donde el riesgo de infección es mayor.

Los expertos también han especulado sobre cómo las diferencias climáticas podrían definir la personalidad y la estabilidad emocional.

Incluso se ha tenido en cuenta la densidad de población.

Hay datos recientes que sugieren que vivir en un lugar sobrepoblado nos hace adoptar una mentalidad más orientada al futuro y que invertimos más en relaciones a larga distancia, tal vez como una manera de lidiar con una mayor competencia con otras personas.

Además, una vez que se establecen diferencias regionales en la personalidad, pueden llegar a perpetuarse.

Construcciones sociales

Los rasgos de la personalidad son importantes en nuestro día a día y nos afectan en cosas como el bienestar o el éxito profesional.

Pueden contribuir o, al menos reflejar, diferencias internacionales en aspectos como la salud, la felicidad, la corrupción, la innovación o la riqueza

Por ejemplo, en los países más neuróticos, los ciudadanos suelen ser más vulnerables a enfermedades de salud física y mental.

Las diferencias de personalidad también afectan el surgimiento de nuevos sistemas políticos.

El año pasado, un estudio de Joan Barceló, de la Universidad de Washington en San Luis, EE.UU., encontró una correlación: los países en los que destaca el rasgo de apertura a la experiencia suelen tener más instituciones democráticas.

Estos hallazgos sobre las diferencias internacionales en la personalidad podrían ser otra razón para cuestionar nuestras asunciones sobre las actitudes y comportamientos de personas de otros países.

Tal y como dijo el psicólogo Richard Robins, “en contraste con los rasgos de la personalidad -los cuales reflejan diferencias reales en la forma de pensar, sentir y comportarse- los estereotipos sobre el carácter nacional parecen ser construcciones sociales diseñadas para servir propósitos específicos de la sociedad”.

En otras palabras, tus percepciones sobre otras culturas pueden decir más sobre ti mismo y tu propia sociedad que sobre el conjunto de personalidades que existe realmente en todo el mundo.

Fuente: bbc.com

El sencillo test tibetano que te desvelará tu personalidad a través de 3 preguntas

Valeria Hiraldo

Las pruebas de personalidad, tratan de indagar sobre tu mundo sentimental y afectivo, tus reacciones, comportamientos, actitudes, traumas representativos de tu carácter; en general, interesa tu forma de actuar ante el mundo. Hoy os traemos el test tibetano, uno de los tests más sencillos -pero también más reveladores-, porque despiertan en nosotros elementos de nuestro subconsciente.

Para realizarlo debes olvidar cualquier lógica o información previa. Tan sólo tienes que seguir tu instinto y responder de forma relajada y casi automática. No intentes orientar tus respuestas, simplemente piensa en la primera palabra que te surge de manera instintiva y úsala.

Foto tomada de Muhimu

El test tibetano es muy muy sencillo y muy rápido. Debes anotar tus respuestas y después, dejarte sorprender por aquello que revelan de tu personalidad:

  1. Imagina que tienes ante ti estos 5 animales y tienes que ordenarlos por orden de preferencia. No pienses demasiado en sus características, simplemente déjate llevar y piensa cuál de ellos te inspira más empatía y cuál menos.

Vaca – Tigre – Oveja – Cerdo – Caballo.

  1. Describe con varios adjetivos cualitativos qué significan para ti cada una de estas palabras:

Perro — Gato — Rata — Café — Mar

  1. Piensa en 5 personas importantes para ti. Una vez que las tengas decididas, asígnales un de estos colores (cada una debe tener uno diferente).

Amarillo — Naranja — Rojo — Blanco — Verde

Fin del test.

Encontrarás la solución al final del post.

Foto: jim jackson

Foto: jim jackson

————————————————————————————–

Estas son las interpretaciones inconscientes que revelan tus respuestas:

Descubrirás cuáles son tus prioridades en la vida según cómo hayas ordenado a los animales

Vaca: se identifica con tu carrera profesional

Tigre: es tu ego y tu orgullo

Oveja: el amor o bien, tu actual pareja

Caballo: tu familia y tu comunidad cercana

Cerdo: el dinero material y las posesiones

Los adjetivos que has elegido para cada palabra dicen mucho sobre otro aspecto de tu vida:

Tu descripción del Perro es la de tu propia personalidad.

Tu descripción del Gato es la de la personalidad de tu pareja.

Tu descripción de la Rata es la de la personalidad de tus enemigos.

Tu descripción del Café es cómo interpretas el sexo y la pasión.

Tu descripción del Mar representa que es para ti tu propia vida.

Los colores elegidos para cada persona significan que realmente para ti:

Amarillo: es una persona que te marcó para siempre

Naranja: representa a tu verdadero amigo, alguien en quién confías

Rojo: es la persona que realmente deseas o admiras

Blanco: tu alma gemela, alguien con quien te identificas

Verde: una persona que te proporciona energía pero también calma

¡Esperamos que las respuestas te hayan sido de ayuda!

Fuente: Muhimu