Entradas

Familia y escuela como aliados

Carolina Jiménez
[email protected]
Santo Domingo

La familia juega un papel primordial en la educación de los niños, considerándose la primera escuela desde la concepción del ser humano.

La doctora en educación, Margarita Heinsen, nos platica sobre la tarea que tiene el docente de fortalecer la relación con la familia y de buscarles estrategias que permitan una alianza e integridad en el proceso educativo de los hijos.

¿Qué tan importante es el rol de la familia en la educación?

Existen muchas investigaciones que demuestran que el docente cumple un rol fundamental en el aprendizaje de los niños y jóvenes. Pero también los padres deben involucrarse en esa formación, de hecho, la familia es el primer educador del niño que va modelando actitudes y valores. Aunque en la escuela se cumplan roles, la familia es la principal responsable de la formación integral en todos los aspectos, ambas partes deben complementarse para la educación.

¿Se han perdido los valores en la familia?

Todo padre desea lo mejor para su hijo, al asumir este rol, se quiere hacer de la mejor manera. La realidad es que no nos preparamos ni hay un manual que nos enseñe a ser padres.

La familia sí tiene valores, solo que a veces no somos tan claros con ellos y esto genera inseguridad en los hijos. Lo cual indica que los padres deben definir sus valores y ponerlo sobre la mesa, sí es cierto que se necesita de tiempo y orientación, pero se debe ofrecer a los hijos un referente desde el hogar y la escuela complementarlo. Considero que la familia y los docentes deben alinearse para que los resultados de aprendizaje sean significativos.

¿Qué sería lo correcto cuando los docentes dicen que no tienen apoyo de los padres?

Lo primero es que el centro educativo desde un inicio debe comprometer a los padres y darles una orientación de cómo contribuir juntos a la educación de los hijos. A veces los padres carecen de estrategias y es ahí donde la escuela tiene que asumir el rol de también formar a los padres en el proceso de aprendizaje y ofrecerles un acompañamiento.

¿Qué consejo tiene para  los padres y docentes?

Los padres tenemos que formarnos, buscar ayuda y estar constantemente mejorando. Puede que en el camino cometamos miles de errores, pero en vez de hacer críticas al centro educativo o al docente, deberíamos unirnos para el beneficio de nuestros hijos.

En el caso de los docentes, estos pueden tener muchos estudiantes en un aula, por lo que recomiendo sacar tiempo para atender las necesidades de cada uno. Según investigaciones, una conversación de 10 minutos entre docente y estudiante, reduce conductas y crea relaciones positivas dentro del aula.

Niños muy habladores en clase

Es una suerte tener niños y niñas en clase que hablan, que participan, que preguntan, que comunican, pero a veces, pueden llegar a ser muy molestos tanto para el docente como para el resto de compañeros de clase.

Cuando esos niños muy habladores en clase, lo hacen en momentos en los que nosotros docentes, no lo consideramos adecuado, puede convertirse en momentos de tensión y de despiste para muchos. Ese susurro continuo cuando el profesor está dando la explicación de una actividad, comentando el contenido a trabajar o resolviendo dudas en gran grupo, puede ayudar a distorsionar el buen funcionamiento de la clase. Hablar sin parar puede llegar a negar la existencia del otro.

Niños muy charlatanes

Hoy en día los niños y niñas tienen muchas cosas que contar, muchas ideas y anécdotas que compartir con sus compañeros, y debemos partir de la base de que hay que, en primer lugar, facilitarles ese espacio y momento.

En algunos grupos o aulas, funciona muy bien pactar con todo el alumnado, el dejarles los primeros 10 minutos de clase para que hablen y charlen, y después deberán respetar los momentos en los que se requiere el silencio, para poder hacer la explicación necesaria y así no molestar al resto de compañeros.

Hoy en día existen metodologías que, de una u otra manera permiten que estos niños y niñas, que necesitan hablar más, que necesitan comunicar más, puedan hacerlo, a la vez que trabajan en lo que corresponde en ese momento. Estos niños y niñas tienen, en muchas ocasiones, la necesidad de hablar, y nosotros docentes, podemos orientar a que hablen de la materia que corresponde. Mandarles callar de forma continua, desgasta al docente y al propio alumno hablador.

Consejos para profesores de niños muy habladores en clase

Aquí te dejo algunos consejos, que quizá, puedas emplear en tus clases:

– Es interesante explicarles la importancia de la escucha y el respeto. No con un sermón o charla magistral, sí con una dinámica o actividad adecuada a su edad.

Pactar normas de clase, como comentaba antes; que queden visibles para todo el alumnado y que estén redactadas en positivo, por ejemplo: “cuando un compañero o compañera habla para todos, el resto escuchan”.

Que se den cuenta que damos por válido lo que dicen, que aprobamos su participación, pero que esta debe ser adecuada al desarrollo de la clase.

– Valora qué otras metodologías podrían funcionar en el grupo donde das clase. En ocasiones es más fácil y adecuado que el docente se adapte a las características del grupo, que el grupo se adapte a la metodología del profesor. Por ejemplo, aprendizaje cooperativo o basado en proyectos.

Prepara clases participativas y amenas, los niños y niñas necesitan hablar, moverse, comentar… Es tanto el estímulo y competencia que tienen fuera del colegio, que los docentes debemos estar preparados para sacar lo mejor de ellos y ellas desde sus propias características y capacidades, y siempre adaptándonos a los tiempos que corren.

– En casos puntuales, la coordinación con la familia puede hacerse muy necesaria. Hay niños y niñas que hablan mucho porque necesitan ser escuchados.

Presta especial atención a esos niños y niñas habladores. Se despistan más fácilmente en clase, por lo que pueden perder ritmo y caer en el fracaso.

Gánatelos, gánate a todos y cada uno de tus alumnos y alumnas. Eres docente por vocación, ¿verdad? Mejor que tú nadie sabrá hacerlo.

Paciencia, ármate de paciencia. Son niños y niñas. No hablan para molestar ni para hacer daño, hablan porque necesitan hablar. Liberan los pensamientos de su cabeza a través del lenguaje.

Fuente: guiainfantil.com

El regreso de los valores en la enseñanza pública

Por: Rosario Vásquez

¡Enhorabuena docentes y familias! El periódico Listín Diario pone a la disposición de ustedes la gran variedad de informaciones con contenido curricular para ser usadas en las aulas y el hogar.  Al usar el periódico Listín Diario impreso,  listindiario.com y la web planlea.listindiario.com  como una estrategia de enseñanza aprendizaje fomentarás en tus alumnos o en tus hijos el aprendizaje significativo, el trabajo en equipo  y el trabajo colaborativo. También al trabajar con el periódico podrán ayudar a desarrollar el pensamiento crítico, a aprender con entusiasmo sobre el mundo y por qué no,  sobre cuestiones que afectan su mundo personal y familiar.

Sugerencias para para los docentes y los padres:

Lea el artículo antes de presentarlo a los estudiantes.

Las actividades pueden realizarse de manera individual o en grupo.  Escoger un espacio físico en donde se sientan en libertad.

Crear en el aula o en el hogar un ambiente que permita estimular la creatividad.

Elija la forma cómo va a dar a conocer el contenido de la noticia seleccionada.  Puede ser lectura en voz alta, narración de las partes más significativas o lectura silenciosa por parte de los niños o jóvenes.

Presente la página completa del impreso o el sitio web donde está ubicado el artículo. Sugerimos no recortar la noticia, pues el espacio que ocupa y la ubicación en la página, también ofrecen elementos de análisis.

Aproveche todas las partes del artículo: textos, gráficos, ilustraciones, fotografías y videos, en el caso de Internet.
Permita que niños y jóvenes exploren el periódico o el sitio web para conocer su estructura: los tipos de historias y la manera como las presentan.

A continuación, le presentamos un ejercicio de lectura del editorial del día de hoy de nuestro periódico Listín Diario. Afirma el editorialista que “la enseñanza de los principios y mandatos plasmados en la Constitución, a fin de que los alumnos aprendan desde los primeros grados cuáles son sus derechos y deberes en la familia y en la sociedad, es la mejor inyección de valores que este país necesita para preservar las bases de su identidad nacional”.

Las puede adaptar de acuerdo a los grados o niveles en los que está impartiendo sus clases.  Es ideal también para trabajarlo en familia.

 Artículo que se propone: El regreso de los valores en la enseñanza pública

Género: Artículo

Tema: Enseñar desde pequeños los derechos y deberes en la familia y en la sociedad

Escrito por: Miguel Franjul. Director

[email protected]

Fecha de publicación: viernes 21 de junio 2018

Enlace https://listindiario.com/editorial/2018/06/22/520921/el-regreso-de-los-valores-en-la-ensenanza-publica. Listín impreso Fecha: 21/06/2018

Frases apropiadas para incluir en observaciones de boletines de notas

Cuando llega la hora de llenar los informes de evaluación de nuestros alumnos siempre se nos presentan dudas sobre cuál es la palabra o frase que define de manera más correcta aquel o aquellos aspectos que queremos comentar sobre los alumnos y su evolución y dinámica escolar.

  1. ¿Cómo expresar aspectos positivos y negativos del desempeño de los alumnos?

Se sugieren dos apartados:

  1. a) Uno de frases para reforzar aspectos positivos
  2. b) Otro si lo que queremos es poner énfasis en los aspectos más negativos del rendimiento de los alumnos.
  1. Si queremos comentar aspectos positivos podemos utilizar frases que empiecen de la siguiente manera:

– Muestra avance en…

– Tiene habilidades y destrezas…

– Puede…

– Posee gran potencial para…

– Es trabajador, persevera, coopera…

– Muestra madurez, compromiso…

– Hace un excelente trabajo…

– Ha mejorado su rendimiento en…

– Aplica adecuadamente las técnicas…

– Hace un uso adecuado de…

  1. Si lo que queremos es comentar aspectos negativos podemos utilizar frases que empiecen de la siguiente manera:

– Necesita apoyo en…

– Hay que reforzarlo en…

– Está en proceso de…

-Logra sus actividades si…

– En ocasiones resuelve…

– Algunas veces…

– Ocasionalmente efectúa…

– Le cuesta ponerse a trabajar en…

– Muestra poco interés en las actividades de…

  1. Frases para las observaciones finales en los informes cuatrimestral y final.

– El alumno… sigue con facilidad los contenidos trabajados hasta el momento en el aula (informe trimestral)

– El alumno… sigue con normalidad los contenidos trabajados hasta el momento en el aula (informe trimestral)

– El alumno… sigue con alguna dificultad los contenidos referentes al área… trabajados hasta el momento en el aula (informe trimestral)

– El alumno… ha adquirido con facilidad los contenidos trabajados durante el curso escolar en el aula (informe final)

– El alumno… ha adquirido con normalidad los contenidos trabajados durante el curso escolar en el aula (informe final)

– El alumno… ha adquirido con ciertas dificultades algunos de los contenidos trabajados durante el curso escolar en el aula (informe final)

– El alumno… no ha adquirido los contenidos referidos al área de… trabajados durante el curso escolar en el aula (informe final)

Lenguaje Oral

  • El alumno usa el lenguaje para comunicarse y relacionarse con otros compañeros.
  • Los alumnos utilizan el lenguaje para comunicarse y relacionarse con otros compañeros dentro y fuera del aula.
  • El alumno no usa palabras malsonantes o hirientes cuando se comunica con otros compañeros.

Lenguaje Escrito

  • Los alumnos tienen / no tienen el mismo nivel de escritura.
  • Los alumnos suelen confundir letras con números.
  • Los alumnos intentan relacionar cada letra con su sonido correspondiente.
  • El alumno escribe una palabra con otro significado cuando quiere comunicar otra cosa totalmente diferente.
  • El alumno usa muchas veces dibujos en vez de palabras para representar conceptos.

Pensamiento Matemático

  • Los alumnos identifican correctamente una cantidad de elementos siempre que sea en grupos pequeños.
  • Los alumnos son capaces de comparar grupos de números.
  • Los alumnos saben nombrar correctamente los números y en qué orden están, tanto ascendentemente como descendentemente.
  • Suelen hacer uso de los números para referirse a situaciones de la vida cotidiana.
  • Saben resolver problemas simples de sumas y restas de una cifra.
  • Escriben correctamente los números para decir su edad, cuántos lápices tienen, etc.

Conocimiento del medio

  • Los alumnos conocen lo que es un experimento
  • Mencionan los pasos a seguir y hacen suposiciones del efecto que tendrá el experimento al terminar.
  • Trabajan correctamente en equipo.
  • Comparten materiales.
  • Muestran interés.
  • Registran y apuntan correctamente mediante el uso de marcas o dibujos lo que van observando.

Desarrollo Físico

  • La mayoría de alumnos participan en juegos colectivos.
  • Los alumnos realizan ejercicios de motricidad gruesa que implican un control de cada parte de su cuerpo mediante determinados movimientos y equilibrios.
  • Juegan libremente con los materiales que les proporcionamos, descubriendo nuevos usos que les pueden dar, por ejemplo mediante la realización con bloques de construcción.
  • Eligen y usan objetos siempre con las medidas de seguridad apropiadas.
  • Realizan ejercicios básicos como saltar y correr tanto espacios libres como cerrados.

Fuente: imageneseducativas.com

Los docentes también lloran

Todos hemos tenido una maestra o un maestro que recordamos de manera entrañable por su ternura o su paciencia; los hubo y los habrá que no, que los recordemos por su firmeza o exigencia, pero todos tienen un denominador común, todos han sido habitantes del planeta escuela.

Son personas como tú y como yo, salvo que a ellos les exigimos un extra de autocontrol, de sobre atención con cada uno de nuestros hijos y un extra de tiempo y calma ante las exigencias del sistema. Y no, no creo que sean súper héroes ni súper villanos, son seres normales y corrientes; son madres, son padres y algunos hasta abuela o abuelo. Son de carne y hueso; sienten, sufren y padecen como cualquiera.

Los docentes también lloran de pena al decir adiós a sus alumnos: te conozco, te acompaño, te guió, te cuido, te respeto y te educo, para luego decirte adiós una y otra vez. Cambian las caras, los nombres, las historias, pero todo se repite con una cadencia de ciclos entrañables, una y otra vez.

Los docentes también lloran de dolor al saberse menospreciados o agredidos tan sólo por ejercer su trabajo, de convivir con el insulto o la falta de respeto, y a pesar de ser inmerecido, soportan la carga como si fuera parte de su mochila. Os aseguro que un docente no recibe formación específica para soportar reproches. Eso no se estudia en ninguna asignatura, eso se aprende a base de experiencias a veces muy ingratas.

Los docentes también lloran de impotencia cuando ven que no consiguen sacar de sus alumnos todo lo que saben que pueden llegar a dar; y se revuelven entre técnicas de motivación, de refuerzos imaginarios, de paciencia infinita, de inventos caseros pensados para esos alumnos que no olvidan incluso estando fuera de la escuela. Eso sí que es llevarse el trabajo a casa, pero en el alma.

Los docentes también lloran de frustración; esos noveles que llegan a las aulas queriendo comerse el mundo con tal intensidad que terminan muchas veces sin  saber por qué ni cómo, pero al final es el mundo quien les ha comido a ellos. Sus expectativas más idealizadas chocan contra el muro de la rutina y del sistema, dando al traste con muchas de sus ilusiones.

Los docentes también lloran de desesperación hasta obtener una plaza definitiva, llevando siempre en la maleta el estigma de los inicios de la profesión. Aquí te toca aquí te aguantas; da igual que te venga bien o mal, que tengas hijos, proyectos o familiares que te necesiten. No importa, hay que estar disponibles, siempre disponibles.

Los docentes también lloran de amor, de alegría y satisfacción cuando cada curso sienten que su empeño ha servido para ir más allá de la didáctica académica. Cuando ven su esfuerzo en el proceso y en los resultados. Cuando en muchos casos han surgido lazos con sus alumnos o familias que traspasan de lo profesional a lo personal. Siempre hay un recuerdo especial que conecta con cada una de las personas que pasan por sus aulas. Es increíble. ¿Cómo se puede guardar tanto cariño en un sólo corazón?

Detrás de cada docente hay una historia de vida, de obstinación incluso hasta llegar a ejercer su carrera, su profesión, su decisión de vida; porque ser y dedicarse a la docencia no es una causalidad, es más bien una actitud muy premeditada.

Después de la familia directa, las educadoras y las maestras son las primeras figuras de apego de nuestros hijos fuera de casa. Con ellas se adaptan a un mundo nuevo de experiencias, de destrezas y herramientas, de fichas, de bocadillos imposibles de recomponer y de zumos desparramados sin control por el aula. Son quienes como por arte de magia adentran a nuestros hijos en el maravilloso mundo de las letras, los números, los colores y de las primeras palabras raras. Se crea entre ellos un lazo invisible trenzado a base de normas, sonrisas y mucha complicidad.

Los días viajan en el tiempo llevando la práctica docente como referente una mañana tras otra, tragando saliva, dolor de garganta, tirando del “buenos días con alegría” como si nunca les pasara nada, como si algo sobre humano les hubiera inmunizado de las penas propias y ajenas… y nada más lejos de la realidad. Soportan lo insoportable incluso a veces más allá de lo razonable, pero sólo son personas, sólo eso.

Nunca olvidemos de dónde venimos ni a quiénes debemos lo mucho que hoy somos y sabemos; porque todo lo que se enseña con cariño se conserva en la retina de los buenos recuerdos.

Gracias Docentes, hoy queremos que vuestras lágrimas sean también nuestras.

No es magia, es educación.

Luis Aretio

La asignatura que hace a los niños más inteligentes

La neurociencia avala que el aprendizaje de música beneficia el desarrollo cerebral y optimiza los resultados académicos, pero la asignatura agoniza en Primaria

Es horrible limitar las horas de Música, Plástica y Educación Física, porque son los aprendizajes más transversales que hay. También en Secundaria, pero especialmente en Primaria, el resto de asignaturas deberían construirse encima de estas tres». Es una de las frases de un vídeo que se ha visto en Internet 3,3 millones de veces en seis meses. Y no sale de boca de ningún juglar, artista o filósofo, que podría ser, sino de un científico, el biólogo genetista catalán David Bueno, que canta las excelencias del aprendizaje de estas disciplinas como potenciadoras del desarrollo del cerebro de los niños y garantía de una mejora en los resultados académicos del resto de asignaturas. Para aprovechar estos beneficios, propone básicamente romper con el esquema actual de enseñanza de Primaria, vertebrado por materias como Matemáticas, Ciencias, Lengua… para crear un nuevo cuerpo con esas tres como tronco.

En concreto, según Bueno, «la música es una gimnasia cerebral, es de las pocas actividades que activan todo el cerebro simultáneamente; más que resolver una multiplicación. Debería haber música en todos los niveles, no solo escuchar música, sino tocar música, un instrumento, el que sea, y cuanto más complejo más se activa el cerebro. No me refiero al mito de escuchar a Mozart, sino a cualquier músico». Recuerda que la neurociencia lleva 20 años acumulando estudios en esta dirección. «Pero hace falta que los que hacen las leyes, los currículos, se fijen en los avances de la ciencia», añade.

Hace precisamente dos décadas, el doctor Martin F. Gardiner, director de la Escuela de Música de Providence (Rhode Island), aseguraba en la revista científica ‘Nature’ (1996) que una educación musical y artística especialmente diseñada podía llevar a mejoras espectaculares en la lectura y las matemáticas. Lo comprobó con un experimento con niños de entre 5 y 7 años con malos resultados académicos que, tras haber recibido clases musicales, igualaron a los mejores en lectura y superaron a los de matemáticas. Desde entonces, como comenta Bueno, se amontonan las investigaciones en este sentido.

«La Música como extraescolar quita tiempo al juego. Por eso hay que integrarla» DAVID BUENO BIÓLOGO – GENETISTA

Lo que pedimos es que la Música se enseñe durante toda la enseñanza obligatoria diferenciada de Plástica, al menos dos sesiones, y que sea impartida por profesorado especializado».

Lo explica David Bueno: «Como no está dentro del horario lectivo, son horas que se quitan al juego en extraescolares de Música y eso puede generar desgano, aburrimiento y abandono. Por eso hay que incorporarla a la enseñanza reglada de forma importante». Dicho está, pero… ¿cómo materializar algo tan revolucionario? «Las horas están pensadas ahora por materias, pero habría que hacer un cuadro horario para que estando en clase de Mate pudiera venir el profe de Música a explicar lo mucho que tienen que ver. O que en la hora de esta asignatura, mientras analizas pentagramas o tocas, hablemos de progresiones matemáticas».

Fuente: ayudaparamaestros.com

10 preguntas para saber si este ha sido un buen año escolar

Es el momento de poner punto y final a un año escolar más y de prepararse para el verano. Pero antes de despedirse de libros y cuadernos y de pensar en qué hacer en verano, es el momento de la evaluación final, y no estamos hablando de los exámenes, sino de la evaluación para determinar cómo ha ido el curso en general.

¿Ha sido un año para recordar? ¿Un buen curso? ¿Un año escolar sin más? ¿O uno que sería mejor olvidar? Hemos elaborado un cuestionario con diez preguntas que te ayudarán a saber si este ha sido un buen curso para ti. No te preocupes, que para este test no tienes que estudiar: ya sabes todas las respuestas, solo tendrás que decidir si responder con un Sí o con un No a cada una de las preguntas.

¿Te atreves a comprobar si este ha sido un buen curso?

Descubre en 10 preguntas si ha sido un buen curso

1. ¿Estás satisfecho con tu trabajo a lo largo del curso?
2. ¿Consideras que has aprendido cosas nuevas?
3. ¿Has utilizado alguna de las cosas que has aprendido en proyectos o trabajos escolares con éxito?
4. ¿Has ayudado a algún compañero de clase con alguna duda  sobre los exámenes?
5. ¿Tus profesores te han deseado que pases un buen verano porque “te lo mereces”?
6. ¿Tus padres y hermanos te han felicitado por el esfuerzo y por los resultados?
7. ¿Ya has empezado a buscar ideas para disfrutar del verano?
8. ¿Estás orgulloso de las notas que has obtenido?
9. ¿Tan orgulloso que estás deseando encontrarte con tus amigos o con tu familia para presumir de tus excelentes notas?
10. ¿No tienes ningún miedo al curso que viene porque estás seguro de que será tan bueno como este?

¿Ya las tienes? Pues es el momento de enfrentarte a la verdad…

De 0 a 4 respuestas positivas:

Está claro que este no ha sido tu año, como está claro que este verano no te vas a librar de buscar clases particulares para estudiar. No lo veas desde una perspectiva negativa, sino como una oportunidad para reforzar contenidos durante los próximos meses. Si estudias en verano no solo aprobarás, sino que próximo curso escolar empezarás con los contenidos muy frescos. ¡Tienes un comienzo muy prometedor!

5 respuestas positivas:

No ha sido tu mejor año escolar, y lo sabe. Como también sabes que la suerte ha estado contigo durante todo el año y que, gracias a ella, has pasado el curso sin “grandes daños” que lamentar, aunque quizás no te hayas librado de algún daño menor en forma de suspenso… Aunque hayas librado todas las asignaturas, quizás te convendría buscar clases de refuerzo para el verano. La suerte es traicionera, así que no vuelvas a dejar tus notas en manos del azar… No podrás presumir de excelentes notas, pero puedes presumir de que, para lo poco que te has esforzado, la suerte te ha acompañado.

De 6 a 9 respuestas positivas:

Ha sido un año escolar del que puedes sentirte muy orgulloso, la mejor prueba no está en el test, sino en las notas que has llevado a casa y en las que seguro que hay puntuaciones de las que puedes presumir. Cada curso escolar está lleno de sorpresas y, si no te relajas, puede que el próximo escolar se convierta en tu mejor año. ¡Sigue trabajando así de bien!
10 respuestas positivas:
¡Enhorabuena! Está claro que has tenido un curso de 10, así que ahora es el momento de disfrutar de un verano excelente porque está claro que te mereces unas vacaciones.
Sea cual sea el resultado que hayáis obtenido, por nuestra parte, os deseamos que disfrutéis de un buen verano.

Fuente: tusclasesparticulares.com

5 estrategias docentes que funcionan en el salón de clase

¿Eres profesor y quieres innovar en tu forma de dar clase? Conoce a continuación 5 estrategias efectivas que podrás aplicar en el aula para mantener a tu grupo de alumnos motivados.

La docencia es una de las profesiones más cambiantes. Esto se debe a que lasherramientas educativas evolucionan con la tecnología, y cada generación de alumnos es distinta a la otra. Por ello los profesores tienen que adaptarse e innovar continuamente y buscar nuevas vías para que los estudiantes logren asimilar el conocimiento.

Un experto en investigación sobre educación de Nueva Zelanda, llamado John Hattie,  realizó un ensayo sobre cómo aumentar el impacto del aprendizaje. Su objetivo era que los profesores pudieran comprender mejor el proceso de aprendizaje a través de los ojos de sus estudiantes.

Sus conclusiones fueron resultado de 15 años de investigación. Destacó que la manera en que los alumnos aprendían, dependía en parte a la manera de proceder de los profesores en el salón de clase. Es decir, el éxito del aprendizaje de los estudiantes estaba ligado a qué tan buenas eran las estrategias que aplicaban los docentes. Estas son 5 estrategias eficientes que mencionó:

1. Explicar las cosas con claridad

Para un alumno no existe nada peor que sentirse perdido en clase. No tener idea del tema que están dando, ni saber qué es lo próximo que van a dar, los desanima enormemente. Por ello el profesor tiene la tarea de presentar desde el primer día el plan de estudio, las unidades que van a dar, y comprometerse a hacer el mismo mecanismo cada vez que va a comenzar un tema nuevo. De esta manera los estudiantes saben qué se espera de ellos y qué deben hacer para tener éxito en esa clase.

2. Permite el intercambio de ideas

Asistir a clase para ser un agente pasivo ya no es una posibilidad. Los estudiantes están acostumbrados a las redes sociales donde constantemente pueden dar su opinión y comentar sobre todo. Por ello esta dinámica debe aprovecharse en el área educativa. Los profesores tienen que dar un paso atrás de tanto en tanto para permitir que se generen intercambios de idea ente los alumnos. El ida y vuelta permite que aprendan del otro y es una buena oportunidad para que el docente observe si realmente comprendieron los conceptos y contenidos que está dando.

3. Haz devoluciones siempre que puedas

Claro que es más sencillo llevarte a tu casa las tareas, corregirlas y devolverlas al otro día con la calificación, pero no es la opción más efectiva. Para que los estudiantes sepan si realmente están avanzando y mejorando, eres tú el encargado de darles una devolución sobre lo que hicieron. Una manera es hablando con el grupo entero y proceder a señalarles las debilidades que aún tienen y cómo pueden mejorarlas.

4. Realiza evaluaciones sobre el proceso de formación

Además de los clásicos exámenes y pruebas para evaluar lo aprendido, deberás realizar evaluaciones para analizar el proceso de formación de tus estudiantes. Compara el desempeño que están teniendo con las metas que deberían ir cumpliendo según los objetivos plantados desde el principio. Al hacerlo con frecuencia podrás adaptar los materiales y la velocidad con la que avanzas. Incluso puedes pedirles a ellos que evalúen tu forma de actuar.

5. Fomenta la autosuficiencia de tus estudiantes

Debes brindarles oportunidades a tus estudiantes para que aprendan a organizarse, a crear su propio plan de acción y a evaluar su propio trabajo. Al ser conscientes de su forma de pensar y de actuar a nivel académico, consiguen modificar conductas y conseguir mayores logros que si tu les estas encima y los obligas a hacerlo.

Una excelente forma de aprender estrategias docentes es leyendo libros de Pedagogía, o imitar a los grandes docentes que con sus métodos logran resultados exitosos.

Fuente: noticias.universia.es

“Carpe Diem”, el increíble poema de Walt Whitman que te motivará a luchar por tus sueños

Aprovecha el día.
No dejes que termine sin haber crecido un poco, sin haber sido feliz,
sin haber alimentado tus sueños.

No te dejes vencer por el desaliento. No permitas que nadie te quite el
derecho de expresarte, que es casi un deber.
No abandones tus ansias de hacer de tu vida algo extraordinario…
No dejes de creer que las palabras y la poesía, sí pueden cambiar al
mundo; porque, pase lo que pase, nuestra esencia está intacta.

Somos seres humanos llenos de pasión, la vida es desierto y es oasis.
Nos derriba, nos lastima, nos convierte en protagonistas de nuestra
propia historia.

Aunque el viento sople en contra, la poderosa obra continúa.
Y tú puedes aportar una estrofa…

No dejes nunca de soñar, porque sólo en sueños puede ser libre el
hombre.

No caigas en el peor de los errores: el silencio. La mayoría vive en un
silencio espantoso. No te resignes, huye…

“Yo emito mi alarido por los tejados de este mundo”, dice el poeta;
valora la belleza de las cosas simples, se puede hacer poesía sobre las
pequeñas cosas.

No traiciones tus creencias, todos merecemos ser aceptados.
No podemos remar en contra de nosotros mismos, eso transforma la
vida en un infierno.

Disfruta del pánico que provoca tener la vida por delante.
Vívela intensamente, sin mediocridades.

Piensa que en ti está el futuro, y asume la tarea con orgullo y sin
miedo.

Aprende de quienes pueden enseñarte. Las experiencias de quienes se
alimentaron de nuestros “Poetas Muertos”, te ayudarán a caminar por
la vida.
La sociedad de hoy somos nosotros, los “Poetas Vivos”.

No permitas que la vida te pase a ti, sin que tú la vivas…

Walt Whitman

Reflexión de Semana Santa para estudiantes y docentes

La vida ejemplar de Jesucristo nos invita a la reflexión, en Semana Santa, sobre nuestro comportamiento para con nuestros semejantes.

Durante estas fechas se celebra una fiesta religiosa de singular importancia para quien decida observarla.

Se trata de la celebración de los últimos días de permanencia física del maestro Jesús de Nazaret en este planeta, y su importancia radica en lo trascendental de su existencia terrena por la manera en que él eligió vivir en la práctica sus enseñanzas, aun ante las situaciones tan adversas que rodearon su partida.

Los últimos días de Jesús de Nazaret en la tierra estuvieron rodeados de grandes pruebas y dificultades, la mayoría más fuertes de lo que cualquier ser humano creería poder ser capaz de soportar, pero aun así este gran maestro demostró mediante su ejemplo, la grandeza que puede alcanzar el ser humano cuando se pone en contacto con su ser interior y este comienza a manifestarse en obras.

Entre los ejemplos que dio Jesús durante estos días podemos citar el de mantener la dignidad al enfrentar las mayores tribulaciones, el perdonar la traición por comprender la debilidad, mantener la ecuanimidad ante los mayores retos, comportarse compasivamente hasta con sus mayores enemigos.

Además, la fidelidad a sus ideales ante las mayores tentaciones, y así muchos otros pero, tal vez su mayor ejemplo fue el de mantener la confianza en Dios aun a costa de su propia vida y mediante ésta dar fe de la supervivencia del alma más allá del plano material.

La existencia de Jesús tuvo un alto propósito, mostrarnos mediante una vida inmaculada el camino a seguir para acercarnos cada vez más a nuestro padre creador. Una vida dedicada a cumplir la voluntad de Dios manifestada en servir desinteresadamente a la humanidad.

Una vida tan ejemplar como la de este gran maestro nos invita a la reflexión sobre nuestro comportamiento para con nuestros semejantes, nuestra actitud ante las situaciones cotidianas y la manera en que pudiéramos mejorarlas si nos lo proponemos.

Si hacemos aunque sea un pequeño esfuerzo por imitar el ejemplo de Jesús en nuestras vidas, estaremos dando grandes pasos hacia la elevación de la calidad de vida en este planeta y con ello contribuyendo al acercamiento de la humanidad para unirse en una sola raza, donde todos los hombres seamos hermanos y nos miremos los unos a los otros como iguales, reconociendo al Cristo interior en cada uno de nosotros para así permitir que el reino de los cielos se manifieste aquí en la tierra, como una vez lo predijo Jesús.

Estos días son ideales para recordar las enseñanzas de este sublime maestro del amor y la compasión comparándolas con nuestro estilo de vida para así poder establecer un patrón a seguir en nuestra vida diaria en armonía con las lecciones aprendidas de este estudio y de esta manera contribuir al enaltecimiento de los valores humanos en nuestra sociedad.

Fuente: educando.com

Clasificación Curricular: Todos Básica Formación Integral, Humana y Religiosa