¿Los jóvenes están bien?

Pandemia íntima: la crisis de salud mental en los adolescentes estadounidenses.

Embarazo adolescente, tabaquismo, accidentes por manejar bajo la influencia del alcohol.

Hace algunas décadas, esos eran los mayores riesgos que enfrentaban los chicos y chicas de Estados Unidos y, en cierta medida, de todas partes.

Pero el mundo de hoy es distinto y la vida social y emocional de los chicos ha cambiado drásticamente. Los adolescentes de ahora han nacido enchufados a internet y viven con un teléfono en la mano. Llegan a la pubertad a una edad más temprana que generaciones anteriores. Encandilados por las pantallas, duermen poco y mal. Y, tras dos años de pandemia, millones de ellos atraviesan una soledad profunda.

Image
Credit…Por The New York Times | Fuente: Encuesta de Comportamiento de Riesgo de los Jóvenes en la Escuela Secundaria de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades.

“Los chicos experimentan estos estresores antes de que sus mecanismos de afrontamiento sean suficientemente maduros para manejarlos”, explica Laurence Steinberg, profesor de psicología. Y añade que es como “tener el acelerador a fondo antes de contar con un buen sistema de frenos”.

Pandemia íntima es una nueva serie del Times que explora la gran crisis que aflige a los adolescentes de Estados Unidos, una situación que un joven describe así: “Describiría mi salud mental en la secundaria como caminar en una cuerda floja: inestable, desequilibrada, nunca me sentí bien realmente”.

Muchos jóvenes reciben información sobre los peligros de manejar en estado de ebriedad y de los métodos para prevenir el embarazo no deseado, pero no cuentan con guías claras para identificar un ataque de ansiedad o para lidiar con la depresión, los comportamientos compulsivos y la ideación suicida. Entre 2001 y 2019, la tasa de suicidio de los estadounidenses de 10 a 19 años se disparó un 40 por ciento, y las visitas a urgencias por autolesiones se incrementaron un 88 por ciento.

“Este pico de tensión ha suscitado preguntas controvertidas”, escribe Matt Richtel, reportero del Times. “¿Esos problemas son inherentes a la adolescencia y simplemente pasaban desapercibidos antes, o sucede que ahora se están sobrediagnosticando?”.

El padre de una de las jóvenes consultadas para el reportaje es psicólogo clínico. En un momento dado, su hija adolescente intentó suicidarse cuatro veces en el transcurso de un mes. Allen relata que, como profesional, está acostumbrado a tratar casos de depresión. “Pero el terror absoluto de sentir que tu hijo puede no estar bien es una forma de comprensión que solo puede adquirirse a través de la experiencia personal”.

Fuente: thenewyorktime

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.