¿Cómo abordar el primer enamoramiento de su niño?

¿Recuerda usted la primera vez que miró a un compañero o compañera de clase y su corazón latía un poco más fuerte?  Algunos niños pasan por esto en los años de adolescencia, pero los niños más pequeños pueden sentir interés romántico mucho antes de la pubertad.

Aprender a tener una relación sana de uno a uno es una parte normal de aprender a ser un adulto.  Hablar con su niño o niña sobre las relaciones con sus compañeros en todas las edades sienta las bases para conexiones personales saludables a medida que crecen.  ¡Este proceso de aprendizaje no comienza con la adolescencia, sino tan pronto como el niño comienza a notar a otras personas y cómo se relacionan!

Aprendiendo sobre relaciones

Los niños primero aprenden sobre las relaciones amorosas y afectivas de sus familias.  Pero también reciben mensajes sobre las relaciones de amigos, televisión y redes sociales.  Es posible que parte de lo que aprendan no sea saludable, por lo que hablar con su niño sobre las relaciones es importante. Usted puede encontrar momentos de aprendizaje en escenas de películas o en letras de canciones, ¡cuidadosamente seleccionadas, por supuesto!

Relaciones de la escuela primaria

Los niños pequeños dicen con frecuencia que están saliendo con alguien.  Algunos pueden intentar robarles besos a sus amistades en la escuela, pero a menudo no van a ninguna parte o ni siquiera se toman de la mano. Esto es típico y es importante no burlarse de los niños ni ignorar sus sentimientos.

  • Amigos especiales. Ayude sus niño a comprender que tener sentimientos por otra persona es normal, pero que las citas no son apropiadas hasta bien entrada la adolescencia.  Explique que así como los adultos a veces tienen personas con las que se sienten más cercanos y con las que quieren pasar más tiempo, es posible que también sientan más sentimientos por un amigo que por otro. Sin embargo, esto no significa que estén necesariamente en una relación de citas.  Ayudar a su niño o niña a definir la amistad como una interacción normal entre personas de cualquier sexo es una lección importante.

Relaciones entre adolescentes y jóvenes

Las citas entre adolescentes pueden implicar afecto físico como besos, abrazos y tomarse de la mano.  No hay una edad específica mejor para las citas.  Cada adolescente madura a un ritmo diferente y puede estar listo para una relación romántica a una edad diferente.

  • Recuerde lo real que se puede sentir. Algunos adultos pueden mostrarse cínicos o rechazar las relaciones entre adolescentes. Se dan cuenta de que las amistades y el amor a esta edad pueden durar poco.  Sin embargo, esto no significa que una relación adolescente sea menos importante o menos fuerte que una relación adulta. Las amistades e incluso las relaciones románticas en la adolescencia son tan reales, y quizás tan dolorosas, como las relaciones en cualquier otro momento de la vida.
  • Este listo para conversar. No se sorprenda si su niño, que siempre le contó todo, comienza a callarse y a quedarse en silencio.  Es un proceso natural para los adolescentes dejar las relaciones familiares en segundo plano, socialmente, a medida que aprenden a establecer sus amistades. Su papel ha cambiado de personaje principal al de reparto secundario.  Pero su adolescente necesita su apoyo y consejo mientras navega por los altibajos de sus relaciones. ​

¡Hablar de las relaciones con su hijo o hija adolescente puede ser un campo minado!  Su adolescente puede sentirse mal por no haber tenido una cita o incluso puede haberse sentido rechazado por alguien. Por lo tanto, mencionar el tema puede tener el efecto contrario al que usted pretende.  Cómo empezar a hablar sobre relaciones románticas

  • Ande con​ cuidado y escuche. En cambio, para abrir el tema, puede comenzar preguntando: “¿Alguno de tus amigos está saliendo con alguien?” Después de eso, es menos importante lo que usted dice que escuchar con atención.  Si su hijo adolescente no dice absolutamente nada, lo mejor sería esperar y volver a preguntar unas semanas más tarde.  Presionar para obtener información puede ser un error.

Aquí hay otras formas de fomentar la comunicación positiva con los adolescentes:

  • Trate de no reaccionar. Si su adolescente comparte un poco de información, intente escuchar sin juzgar ni reaccionar.  Simplemente escuche lo que están diciendo y luego haga una pregunta al respecto sin ofrecer su opinión.
  • No participe en el drama.  Si su adolescente comparte una preocupación, cree un espacio seguro con una actitud positiva de resolución de problemas.  Esto ayuda a evitar que su adolescente sienta que es un problema abrumador.  Sea la voz de la razón.
  • No empatice demasiado.  Mantenga una distancia razonable de los altibajos de la vida adolescente.  Esto significa que, si su hija tiene una pelea con su novio, usted comprende sus sentimientos, pero mire a largo plazo.

No está solo

  • Saliendo con alguien. Tenga en cuenta que la mayoría de los adolescentes (incluso los adolescentes mayores) nunca han tenido una relación de pareja.  Entre los jóvenes de 15 a 17 años, la mayoría (66 %) no tiene ni ha tenido nunca una relación romántica.
  • Sexo. A pesar de la gran presión de los compañeros, más del 50 % de los adolescentes esperan hasta después de la escuela secundaria para tener relaciones sexuales.  Tenga en cuenta que usted es la mejor persona para enseñarle a su adolescente sobre las relaciones, el amor y el compromiso.  Lo que los adolescentes aprendan sobre el sexo puede ayudar a influir en sus elecciones futuras y su salud.  Por ejemplo, si su adolescente decide abstenerse de tener relaciones sexuales, evitará el riesgo de contraer infecciones de transmisión sexual y embarazo.  Si su adolescente es sexualmente activo, el uso adecuado de métodos anticonceptivos puede ayudar a reducir estos riesgos.

Señales de advertencia de que su adolescente tiene una relación poco saludable

Aunque es buena idea dejar que su adolescente aprenda a través de la experiencia, es importante saber cuándo intervenir.  Algunas relaciones son tan poco saludables que pueden ser peligrosas para su adolescente.  Aquí hay algunas señales de que es posible que deba intervenir y tener una conversación seria con su adolescente, sea bienvenida o no:

  • Signos de comportamiento extremadamente controlador o celos extremos
  • Aislamiento de amigos y familiares
  • Moretones o lesiones inexplicables o mal explicadas
  • Pérdida de interés en actividades que su adolescente disfrutaba anteriormente.​
  • Cambio repentino de comportamiento
  • Baja en las calificaciones
  • Cambios extremos en la personalidad, especialmente alrededor de su pareja
  • Discusiones frecuentes
  • Una gran diferencia de edades en la pareja

Recuerde

Tenga en cuenta que es posible que usted y su adolescente no siempre estén de acuerdo en lo que es mejor.  Aunque no puede controlar la vida amorosa de su hijo, puede brindar apoyo a través de las alegrías y los desamores que sucederán en el camino.

 

 

Fuente: healthychildren.org

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *