Mayra Francisco: “Nuestros estudiantes necesitan amor, antes que cualquier otra cosa”

Nathalia Romero

[email protected]

Santo Domingo

 

Para la docente inspiradora de hoy, Mayra Francisco, dedicarse a la enseñanza fue su destino. Viene de una familia de docentes y siempre desde niña decía que quería ser profesora. Cuenta que los recuerdos más vívidos de su infancia son en los que su madre la alfabetizaba junto a su hermano. Su casa era una sala de tareas.

 

Nativa de Puerto Plata, tiempo después se graduó como técnico en servicios turísticos e inició una vida en Hostelería, algo que es muy común en esa ciudad. Realizó un grado en Administración de Empresas Turísticas y Hoteleras y más tarde un Máster en Gestión de la Innovación Turística, con especialidad en Destinos Urbanos. Toda esa experiencia, cuenta Mayra, la preparó para su destino como docente.

 

En el año 2015 tuvo su encuentro con el magisterio. Trabajando como recepcionista en un hotel, su hermano la llamó y la motivó a inscribirse en un concurso de oposición para profesionales no habilitados. A pesar de que le iba bien en el turismo, decidió inscribirse y tomar su certificación en Habilitación Docente.

 

Desde el 2016 se dedica a su pasión: dar el pan de enseñanza. Aunque el camino no ha sido fácil para ella. Según nos narra, una vez en el aula, fue muy retador, cada día aprendiendo. “Esta profesión se construye con mucho esfuerzo y entrega”.

Sin embargo, para Francisco, su experiencia ha sido verdaderamente única. “Nunca pensé que me sentiría tan cómoda dando clases, enseñando y compartiendo. Es un trabajo muy activo, resiliente y desafiante. Cada día en las aulas es un día diferente, donde recibes mucho aprendizaje de tus alumnos, con sus historias y evolución”, dice con emoción.

Actualmente es maestra de secundaria en el Politécnico Nuestra Señora de Las Mercedes en Santiago y comparte sus experiencias como docente en las redes sociales como @profemayra.



¿Cómo ha sido tu experiencia como maestra? ¿Puedes contarnos alguna anécdota?
Mi experiencia ha sido verdaderamente única. Nunca pensé que me sentiría tan cómoda dando clases, enseñando y compartiendo. Es un trabajo muy activo, resiliente y desafiante. Cada día en las aulas es un día diferente, donde recibes mucho aprendizaje de tus alumnos, con sus historias y evolución. Además, existe un gran apoyo por parte de cuerpo docente, quienes se vuelven familia. En mi primer año en el Politécnico, luego de las vacaciones de verano, las estudiantes se acercaban a mí y me agradecían porque todo lo que había aprendido en clase, lo pusieron en práctica en su trabajo de verano.

¿Qué te motivó a crearte una cuenta en redes sociales como maestra? ¿Cómo ha sido la experiencia?

La motivación fue a partir del curso La Nueva Educación patrocinado por Fondesa. Debíamos hacer un trabajo final y ahí nace Profe Mayra, con el fin de compartir experiencias de y para estudiantes y profes.

Es increíble cómo ha crecido la cuenta y no hablo de seguidores, sino de la trascendencia que ha tenido al compartir y acompañar a la comunidad educativa sobre todo en estos momentos tan cambiantes. Me gusta estar en contacto con mis estudiantes y Profe Mayra me lo permite todos los días.

¿Cómo ves a la ‘profe Mayra’ en un futuro?
Yo quiero que Profe Mayra crezca más para compartir más, compartir y motivar a la población en general.

Veo esta cuenta como un vínculo sobre todo para el estudiante, el estudiante en cualquier nivel educativo, para aprender, consultar, comentar y aportar ideas.

Ser enlace con otras organizaciones, instituciones y proyectos que involucren a nuestro estudiantado, de tal manera que les ayudemos a proyectarse en su vida y a desarrollar sus ideas y propuestas por un mejor país.

¿Cómo te ha ido con las clases virtuales?
Personalmente, siento que las clases virtuales ha venido a fortalecer las competencias tecnológicas de los maestros, ya que nos “obligó” a subirnos al tren de la virtualidad. Ha sido un trabajo constante y desafiante para todos. La actualización constante, búsqueda de recursos, adaptación de contenido, seguimiento con los estudiantes y padres. Entiendo que gracias a varias capacitaciones que he recibido por parte de mi centro y de manera particular, me permitió desarrollar esta nueva modalidad con apertura.

¿Qué enseñanza te ha dejado como ser humano y como maestra?
Una pantalla nunca sustituye a la persona. Entendimos la importancia de la vida, de nuestros seres queremos. He comprendido que nuestros estudiantes necesitan amor, antes que cualquier otra cosa.

¿Cuáles tips o consejos puedes darles a los profesores que no saben cómo dinamizar sus clases virtuales?

Busquen ayuda, aun los nacidos tecnológicos, la necesitan.

Leer, y sean curiosos con los recursos, plataformas y herramientas. Se van a equivocar y eso es parte del aprendizaje.

Actualización y capacitación. Y hay que hacerlo de manera independiente, no solo porque el centro lo pida.

Jueguen con sus alumnos, no hay mejor manera de dinamizar la clase que jugando, preguntándoles cómo les fue, haciendo un chiste (eso no vienen en ninguna aplicación).

Respira. Sino te sale bien a la primera, sigue intentando.

No olviden descansar, es fundamental.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *