El antídoto de la pobreza no es el dinero, es la educación

La sociedad tiende a creer que la solución para la pobreza se encuentra en la inversión de dinero, sin embargo, de nada sirve la moneda si no existe educación y trabajo.

Pese a la creencia de que el dinero es capaz de solucionar cualquier problema, en la realidad, existen cosas que ni siquiera la mejor cuenta bancaria puede arreglar.

El dinero fácil nunca representa una solución para los problemas sociales, ya que al contrario de su objetivo principal, se convierten en gastos normalmente sin resultados.

Para ayudar a las sociedades a superar su estatus de pobreza lo realmente importante radica en promover el trabajo y el estudio. Así lo afirmó el empresario mexicano Carlos Slim, quien es considerado como el hombre más rico de todo México.

Slim expresó que la pobreza se resuelve mediante la creación de fuentes de empleo, y no mediante actos de caridad o con políticas públicas sociales de bienestar. Especialmente las últimas, debido a que la pobreza de la población es vista como un beneficio para algunos “políticos demagogos”.

El dinero no es la solución para la pobreza, pero sí puede ser un medio

El empresario aseveró que regalar recursos a las personas no representa una real ayuda para quienes se encuentran en situación de pobreza. Por el contrario la verdadera inversión social radica en brindar fondos monetarios hacia la educación, empleo, nutrición y salud.

Además señaló que durante los últimos 50 años se gastaron “trillones de dólares combatiendo la pobreza y creando programas de salud y alimentación” sin el éxito esperado.

Lo que aumenta su creencia en que el empleo es la única forma en que las sociedades pueden combatir el incremento de la pobreza entre sus ciudadanos. Especialmente destacó que tanto las empresas como la sociedad civil deben garantizar el pago de los impuestos y generar productividad.

Solo de esta manera el dinero resultará bien invertido y no desperdiciado como sucede comúnmente con las donaciones de bienes a la ciudadanía. Quienes en gran porcentaje de los casos, ni si quiera han trabajado por obtener dicho beneficio, el cual emplean para su disfrute personal y no para mejorar su condición de vida.

El pensamiento de Carlos Slim también apunta a la importancia de la educación de las personas para lograr un mejor aprovechamiento de los recursos. Dado que un pueblo ignorante tiende a ser manipulado mediante los programas populares donde todo es regalado sin sacrificio alguno.

Mientras que una sociedad orientada hacia la educación, es capaz de avanzar por sí misma. Al crear, reinventar e invertir todo su conocimiento en la búsqueda de soluciones óptimas que puedan otorgar  resultados positivos para la población.

Fuente: mundointeresante.com

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *