Clases online, ¿pueden favorecer la adicción a la tecnología?

Niños que ya habían sido adictos a la tecnología, clases online que hacen que estén demasiado tiempo delante del ordenador… ¿cómo puede favorecer esto a la adicción a la tecnología?

El sistema educativo ha sufrido un gran cambio desde que se anunció el Estado de Emergencia. El alumnado todavía no puede asistir presencialmente a los centros. Por esta razón, las clases online han sido la única opción para poder continuar con el temario, dentro de las posibilidades de cada asignatura, y poder calificar al alumnado de alguna manera para no perder el trimestre.

Hacer ejercicios en el ordenador, enviar los trabajos, ver las videoconferencias en directo de los docentes que dan clase a través de Skype u otra plataforma habilitada por cada centro…

Esta ha sido la manera en la que el alumnado ha podido continuar progresando con cada asignatura, eso sí, desde su propia casa. Pero, ¿puede esto favorecer la adicción a la tecnología en los menores?

Niña con un ordenador

La actividad online y la adicción a la tecnología

El periódico La Vanguardia brindaba un dato sorprendente. Afirmaba que «la actividad online de los menores españoles ha aumentado un 180% desde que se cerraron las escuelas». Una cifra que asusta, pues si bien la adicción a la tecnología todavía es un problema, con las clases online puede ser más complicado conseguir una exposición responsable a las pantallas.

De hecho, no podemos obviar que una vez los estudiantes terminan sus clases online, el confinamiento limita las actividades que pueden realizar.

Si antes quedaban con los amigos o salían a pasear (sobre todo ahora que estamos en primavera y empieza a hacer buen tiempo), ahora las opciones son hacer videollamadas, comunicarse con las amistades a través de Whatsapp, ver películas, pasar el rato en las redes sociales, etc. Todo esto, puede favorecer la adicción a la tecnología.

«La tecnología es solo una herramienta. La gente usa las herramientas para mejorar sus vidas».

-Tom Clancy-

Jóvenes que ya habían superado su adicción a la tecnología

Esto se complica cuando nos referimos a jóvenes que en su momento tuvieron problemas con la tecnología y consiguieron superarlos. Pero, en esta situación, al igual que cualquier adicción, estos estudiantes se encuentran obligados a pasar varias horas delante de aquello que les generó una adicción en su día. Por lo tanto, existen muchas posibilidades de que terminen cayendo, de nuevo, en ella.

En ningún caso Internet o las clases online son un problema. Estas herramientas tienen muchas ventajas. De hecho, gracias a Internet es posible continuar las clases desde casa. El problema es el uso que se le puede dar y lo que puede provocar si los jóvenes ya tienen antecedentes de adicción a la tecnología.

Para ello, conviene prestar atención a algunos consejos que pueden ayudar no solo para evitar la adicción, sino también a aprovechar lo máximo posible las clases online.

Niño teniendo clases online

Consejos para estudiantes con clases online durante la cuarentena

La Fundación Anar (Ayuda a Niños y Adolescentes en Riesgo) comparte algunos consejos para poder evitar la adicción a la tecnología a la que están expuestos los estudiantes al tener ahora clases online. Hemos hecho una recopilación de los que consideramos que son los más importantes:

  • Crear espacios diferentes: conviene separar los espacios dentro de la vivienda para establecer dónde se estudia y dónde se pueden realizar actividades de ocio. De esta forma, se evita que los jóvenes estén pegados a la pantalla del ordenador. Este, preferiblemente, solo debe ser utilizado para las clases online o trabajos de clase.
  • Cultivar el ocio fuera de las pantallas: si tras las clases online los niños o los jóvenes continúan delante de las pantallas para ver películas, jugar a videojuegos o chatear con los amigos, esto favorece la adicción a la tecnología. Conviene hacer otras actividades como juegos de mesa en familia, algo de ejercicio, leer un libro, escribir, hacer crucigramas, etc.
  • Organizar el tiempo: la organización es fundamental y muchas clases online tendrán sus propios horarios de videoconferencia para que los alumnos se conecten. Sin embargo, también conviene tener un horario para practicar algunas de las actividades de ocio ya mencionadas.

Estos consejos son útiles tanto para los niños más pequeños como para los adolescentes. El confinamiento es una oportunidad para tener más tiempo que pasar con la familia. Por lo tanto, se puede aprovechar para jugar a juegos de mesa, trasplantar las plantas que hay en las macetas del balcón todos juntos, hacer una receta nueva en la que toda la familia participe…

En definitiva, existen muchas oportunidades para que este tiempo en el que se esté en casa sea fructífero y una más a toda la familia. Además, en el caso de que exista adicción a la tecnología o esta se haya sufrido previamente, no nos olvidemos de que los psicólogos siguen facilitando poder asistir a terapia, pero de forma online.

«Lo que hoy no valoras, mañana lo extrañarás».

-Anónimo-

Fuente: lamenteesmaravillosa.com

Las mejores ideas para celebrar el Día de la Madre en cuarentena

A pesar de que el país se encuentra en cuarentena para evitar una mayor propagación del coronavirus que tiene en emergencia sanitaria al mundo, esto no será un impedimento para celebrar una de las fechas más importantes: el Día de las Madres. 

Para nadie es un secreto que, por esta situación, no se podrá festejar como en años anteriores. Además, no se puede como de costumbre salir a un restaurante o algún sitio en especial. Igualmente, las reuniones familiares tampoco serán una opción debido al distanciamiento social.

Sin embargo, esto no significa que no se pueda celebrar por todo lo alto esta emotiva fecha, pues la creatividad e imaginación no tienen límites para demostrar el amor que se le tiene a un ser amado. 

A continuación, descubre cómo celebrar desde casa sin romper el aislamiento.

Un buen desayuno

No hay nada como iniciar el día con un delicioso desayuno preparado desde casa y llevado a la cama. Sin duda, este detalle la sorprenderá. Además, también puedes hacerlo a lo grande, con un digno buffet de hotel.  

Pero si lo tuyo no es la cocina, recuerda que hay numerosas empresas y restaurantes que se encargan de realizar esta opción a domicilio.  

Desayuno

Arreglo de flores

Las flores jamás pasaran de moda y siempre será un lindo detalle para mamá. Por esta razón, muchas floristerías reactivaron sus servicios para entregar en casa. Otra opción son las rosas preservadas, un regalo que le durará muchos años y se pueden conseguir a través de las redes sociales.

Día de spa

Si quieres mimar a quien más te ha cuidado, no hay nada más rico que una tarde de spa en casa. Puedes acomodar su habitación con velas, prepararle una mascarilla casera, darle unos buenos masaje relajante o hacerle una manicura sencilla. Tu madre lo disfrutará y agradecerá.

Fiesta virtual

Una opción más grande es armar una ‘fiesta virtual’. Puedes invitar a tus hermanas o hermanos, a las tías y tíos, sin duda alguna será un momento único.

Hagan ejercicio juntos

La salud es amor. Una opción distinta es practicar ejercicio con tu mamá, puedes seguir una rutina en YouTube, ya sea de zumba, yoga o alguna otra clase que sepas que le guste.

Maratón de cine en casa

En lugar de ir al cine, armen un maratón en casa. Prepara unas palomitas y consiéntela con una función inolvidable.

Que ella elija su regalo online

Una opción divertida puede ser ‘ir de compras’… online. Siéntate con ella a elegir diferentes regalos, aprovechando que varios sitios en internet tienen promociones y envíos gratis por la cuarentena.

Karaoke

Ya hablamos de hacer ejercicio, pero también puedes sacar tus mejores notas musicales con un karaoke en casa. No importa si no tienes micrófono, utiliza las pistas que hay en internet y de paso dedícale una canción de hija (o) a madre.

Tarde de videojuegos

¿Quién dijo que los videojuegos son solo para jóvenes? Enséñale a jugar tu videojuego favorito y hagan equipos para jugar en línea. Será un momento muy divertido y diferente.

Si los videojuegos no son los suyo, pueden aprovechar la tarde para divertirse con juegos de mesa. Si no tienes alguno en casa, puedes pedir uno en línea. Opciones hay muchas: rompecabezas, turista, caras y gestos, entre otros.

Prepara una obra de teatro para ella

Una opción más ‘arriesgada’ pero que seguramente le fascinará a los más pequeños del hogar. Arma una pequeña obra de teatro y sorpréndela con tus actuaciones; también puedes recitarle un poema o contarle chistes en un ‘mini stand up’.

Y como un consejo extra: escucha con mamá su música favorita

Si tu mamá es amante de la música puedes preparar una buena sesión con ella, donde la selección sea más de su agrado, y ¿por qué no? Acompáñala con una de sus bebidas favoritas.

Fuente: marca.com/, rcnradio.com

¿Cómo ser mejores padres en tiempos de confinamiento?

Es normal que entre el estrés del confinamiento y las responsabilidades del hogar, sientas que estás al punto del colapso, pues los niños también deben lidiar con sus tareas y muchas veces tendrán a sentir esa sensación de aburrimiento por la monotonía de estar en el hogar.

No te preocupes, de vez en cuando es normal que los niños lidien con su aburrimiento, así pueden encontrar soluciones que le estimulen su creatividad y aprendan a hacer frente a realidades que son más palpables que sus propios deseos; estos consejos de la Fundación San Carlos de Maipo están diseñados para que los padres ayuden a sus hijos durante el encierro;

1. Parentalidad en cuarentena

Debemos entender que estamos en tiempos excepcionales, por lo que muchas reglas del hogar pueden también ajustarse a las medidas globales; lo importante es respetar los espacios de cada uno así sea por 1 hora al día; también es importante supervisar las tareas de nuestros pequeños, y no culparlos por si se exceden de su tiempo reglamentario en juegos u ocio, este tipo de permisos mejorarán la relación de todos, permitiéndose conocer cómo son cuando están limitados en muchos aspectos.

2. Buenas instrucciones

No dejes que el estrés se apodere de ti, pon tu granito de arena y enséñale lo mismo a tus hijos, de manera firme, pero gentil, puedes establecer normas e instrucciones a seguir en el hogar para la convivencia de todos.

Es importante dar instrucciones claras. Como por ejemplo, acciones específicas que puedan entender de forma clara y precisa. Distinto y más eficiente es decir las tareas concretas: hacer la cama, guardar los juguetes en un lugar específico, dejar la ropa sucia en su lugar.

3. Las rutinas en crisis

Habrán rutinas que se pierdan debido al tiempo actual que se vive, por esa misma razón, es necesario establecer un orden de prioridades y de rutinas que sí deben cumplirse en el hogar, para hacerlo de forma más amena, puedes incluso involucrar a tus hijos en las “tareas de adulto” del hogar, así tendrán una mecánica diferente y los harán sentir parte importante del orden que quieren seguir.

4. Hermanos en cuarentena

Es necesario saber controlar las peleas de hermanos, por lo que hay disminuir cuanto antes los factores que inciden en dichos conflictos para lograr una convivencia óptima de todos los componentes.

5. Sobrevivir a un adolescente en cuarentena

Convivir con adolescentes en pleno confinamiento es todo un desafío; en esta situación es cuando más se deben respetar los espacios, tienes que dejarlo ser, que pueda hablar con sus amigos por teléfono y que principalmente pueda experimentar la soledad producto del confinamiento; no se trata de convertirnos en mejores amigos pero sí en ser alguien que los conozca más.

6. Reuniones familiares

Los encuentros familiares ayudan además a administrar las tareas del hogar, bajo el mismo precepto: es una herramienta donde se involucra a los niños, niñas y adolescentes, en lugar de imponer tareas y reglas que son más difíciles de adoptar por ellos. Después de que cada uno logre sus tareas, pueden gozar de tiempo juntos para entretenerse en familia o respetar los espacios individuales.

7. Emociones en tiempo de crisis

Hay que saber controlar las emociones, para ellos los padres deben saber manejar todos los temas fríamente calculados para poder tener un hogar en armonía; este proceso es importante en los pilares del hogar.

8. Tener tiempo juntos

Como habíamos mencionado anteriormente, pueden establecer así sea un día de la semana, un encuentro para pasar tiempo juntos, así sea viendo una película, o jugando algún juego de mesa, entre otros, por lo que es necesario establecer un tiempo familiar durante la crisis.

9. Comunicación efectiva

Acá es donde los adultos tenemos una gran responsabilidad. Por ejemplo, con nuestros hijos es muy importante desterrar de nuestro lenguaje de adultos expresiones como “tú eres un flojo” o “tú eres un desordenado”. Los adultos debemos hablar desde lo que sentimos ante la conducta de nuestros hijos, y no desde las etiquetas que les ofrecemos o el reflejo que les entregamos respecto a su identidad. Así encontraremos en ellos recepción de nuestras preocupaciones. Siempre manteniendo la actitud firme y gentil.

10. Motivar y alentar

Felicitemos a nuestros hijos por un trabajo bien hecho o el esfuerzo de intentarlo, que puede ser con cosas tan simples como haber hecho las tareas que se les asignaron. Aún cuando sean cosas simples y cotidianas, es el refuerzo positivo y no el negativo el que permite fijar un nuevo hábito.

 

Fuente: https://www.caraotadigital.net

Aprende algunas maneras fáciles de decir en inglés expresiones de cortesía (Lección 2)

 

Bienvenidos a una nueva clase de inglés gratis de  Plan LEA de Listín Diario y RD Bilingüe . En esta sesión aprenderás algunas maneras fáciles de decir expresiones de cortesía. Estas frases son  muy útiles y pueden ser utilizadas en el día a día, tanto en una conversación formal como en una conversación casual.

 

Lección 2: Expresiones de cortesía

 

Las frases de la lección de hoy son:

 

¡Bienvenido! Welcome!

¿Cómo está? / ¿Cómo estás? How are you doing?

Por favor. Please.

Disculpe. Excuse me.

¿Podría repetir? Could you repeat?

Más despacio. More slowly.

Lo siento. I’m sorry.

¡Cuídate! Take care!

¡Sírvete! Help yourself!

¡Pase! ¡Adelante! Go ahead!

¡Siéntese! Sit down!

Después de usted. After you.

No comprendo. I don’t understand.

 

 

En el portal  Plan LEA de Listín Diario encontrarás ésta y otras muchas lecciones de inglés gratis.  Podrás aprender y practicar tu inglés, de una forma muy divertida,  sea cual sea tu nivel actual de dominio de este idioma.

 

¿Todavía no hablas inglés? O, ya lo hablas, pero… ¿no muy bien?

 

¿Qué estás esperando? Ahora puedes aprender,  mejorar y reforzar tu inglés con el apoyo de Plan LEA y RD Bilingue: estudia inglés por tu cuenta, a tu ritmo, desde la seguridad y confort de tu celular o computadora.

 

Entretenidos juegos y actividades acompañarán tu estudio y reforzarán lo aprendido en inglés de una forma amena e interactiva. Recibirás mil mini lecciones de inglés en videos y cientos de secretos para mejorar tu acento y practicar tu correcta pronunciación. Conocerás las mil palabras más frecuentemente usadas en inglés, dominarás el vocabulario clave mediante ingeniosos juegos interactivos y aprenderás divirtiéndote con tus amigos y familiares.

 

En el portal de inglés de  Plan LEA de Listín Diario encontrarás:

 

  • Una prueba de nivel con la que podrás comprobar tu nivel de inglés y medir tu progreso tantas veces como desees.
  • Practicar y aprender inglés con El Desafío del Inglés, mediante cientos de preguntas niveladas que te darán respuesta inmediata a tus aciertos o errores.
  • Podrás ver mil breves video-clases de inglés niveladas y de temas específicos.
  • Aprenderás inglés y sus conceptos clave con nuestra profesora Jessica en la sección de Inglés al Minuto.
  • Aprenderás la pronunciación del inglés americano con nuestro curso de Habla sin Acento, mediante entretenidos videos con los que practicarás y mejorarás tu inglés.
  • Conocerás las ‘mil palabras más usadas en inglés, ordenadas por frecuencia de uso.
  • Practicarás y mejorarás tu ortografía en inglés con el divertido juego del Ordenaletras.
  • Y para aquellos que deseen estudiar más intensamente y alcanzar un nivel B1 del Marco Común Europeo de Referencia de las Lenguas, pueden hacerlo con un descuento especial en el curso de Activa tu Inglés de Discovery. Este curso ofrece clases en vivo y está realizado por American Book Group, los creadores de la serie de cursos de inglés más vendidos en Estados Unidos.

 

Aprende inglés gratis con el portal de inglés de  Plan LEA de Listín Diario y RD Bilingüe.

 

Ya no puedes demorar más en dar el paso.¿Empezamos?

 

 

 

De las aulas a la virtualidad: retos y desafíos.

Por Germania Aracelis Morillo Castillo

 

La autora es Magíster en Lingüística Aplicada a la enseñanza del español

Docente de grado en la Universidad Católica Santo Domingo (UCSD) y de Educación Secundaria en la Escuela Salesiana Sagrado Corazón de Jesús

 

 La educación virtual, también denominada educación en línea o a distancia, sin dudas constituye uno de los cambios más significativos de este siglo, gracias a las distintas plataformas virtuales de aprendizaje, acompañadas de los dispositivos tecnológicos y las herramientas técnicas necesarias para esta modalidad moderna de enseñanza que nos abre las posibilidades de explorar y experimentar otros escenarios más allá del espacio áulico en la cotidianidad.

 

A pesar de esta nueva tendencia pedagógica, implementada en gran parte del mundo, no nos esperábamos un cambio tan drástico y radical que nos llevaría al abandono total de las aulas de clase en cuestión de semanas, pues hasta principios de este año 2020, todo parecía normal. De hecho, habíamos contemplado la conclusión del presente año escolar, de modo presencial, como ha sido la costumbre en nuestro sistema educativo.

 

Han transcurrido dos largos meses, y hemos tenido que dar respuesta, casi de emergencia, a las necesidades académicas de nuestros estudiantes a fin de no interrumpir el ciclo de este año académico.  Directores, coordinadores, docentes, padres, madres y otros actores hemos tenido que involucrarnos en el seguimiento y acompañamiento de niños y jóvenes que también han tenido que enfrentar este cambio abrupto.  Los resultados son una tarea pendiente a esperar.

 

¿Pero estamos preparados para dar el paso a la virtualidad?  Aunque lo vamos intentando, tenemos que situarnos en el contexto e implicaciones de la educación virtual que, al parecer, al igual que el COVID-19, convivirá entre nosotros por tiempo indefinido.

 

Para situarnos en la virtualidad es necesario contrastar esta modalidad con los lineamientos comunes de las actividades académicas presenciales.  Para empezar, comenzamos a extrañar la figura del docente que día tras día se hace presente en las aulas y cuya sola presencia nos invita a estar atentos a sus observaciones, explicaciones y correcciones; siempre atento a las condiciones físicas y emocionales del educando.  No así en el mundo virtual donde contamos con otros códigos que sobrepasan la comunicación verbal del profesorado y que a la vez nos exigen activar otros sentidos, además de la audición y la vista, y así percibir intuitivamente estados de ánimo y circunstancias de quien se encuentra detrás de la pantalla de un ordenador.

 

La convivencia humana se limita.  Ya no tenemos a nuestro lado a ese compañero que esperábamos ansiosamente para contarle nuestras vivencias y experiencias o simplemente comparar los deberes de la tarea y en muchos casos pedirle una explicación por contradictoria que fuera.  Esto no significa ausencia humana total en el ámbito virtual, pero sí la incorporación de nuevas estrategias para lograr acercarnos a la interacción.

 

En suma, más que preocuparnos tendremos que ocuparnos de dar el paso a lo que para muchos podría ser ajeno o desconocido; para otros, un triunfo o un fracaso.  Todo depende del color del cristal con que se mire este panorama; y si de algo estamos seguros es que de toda esta realidad surgirán nuevos aprendizajes, nuevas experiencias y oportunidades que nos permitirán experimentar nuevas actitudes y aptitudes en pro de nuestro crecimiento y formación del estudiantado.  Por tanto, la invitación es atrevernos a dar el paso permitiéndonos las dudas, el temor y el error; pero siempre aprendiendo y descubriendo novedades que de seguro nos conducirán a nuevos escenarios y mundos hasta ahora desconocidos.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Escritura y comunicación digital

Por José Alejandro Rodríguez Núñez

El autor es Dr. en Estudios del Español: Lingüística y Literatura.

Docente y director de la escuela de Lenguas de la Pontificia Universidad Católica Madre y Maestra, Campus Santo Domingo (PUCMM-CSD)

El mundo de hoy está cambiando.  La escritura y la comunicación no escapan a estos cambios vertiginosos producto, entre otras razones, de una inesperada pandemia que azota sin piedad a la humanidad.  Y en efecto, los medios digitales y las nuevas tecnologías de la información empiezan a cambiar todo el quehacer expresivo y comunicativo sin distinción de clase, tipología o género textual.

 

Y es que para la convivencia y subsistencia, inherentes a la necesidad comunicativa propia de la cotidianidad, los usuarios de la escritura y la comunicación deberán adaptarse a las nuevas condiciones que las tabletas, los ordenadores o computadoras, los teléfonos móviles o celulares inteligentes, les imponen.  Es así como esta necesidad de adaptación ha incidido en lo que hoy llamamos o conocemos escritura y comunicación digital.

 

Como bien nos indica la Real Academia Española (RAE) a través de su reciente obra “Libro de estilo de la lengua española” (2018), en todos los contextos o ámbitos escritos hemos de apreciar dos entornos muy distintos en lo concerniente a la comunicación digital: por un lado, aquel en el que las personas se desenvuelven en un entorno más coloquial, como sucede en la mayoría de las redes sociales (WhatsApp o ciertos usos del correo electrónico) y, por otro, aquellos que se desarrollan en un entorno público digital vinculado a los ámbitos académico y profesional, sin excluir el periodismo y el entretenimiento (blogs, canales de video).  Ambos contextos marcan perfiles de comportamiento vinculados al lenguaje que aunque diferentes, dadas las características propias del universo digital, pueden verse entremezclados.

 

Somos testigos de las innovadoras y múltiples posibilidades tecnológicas presentes en las herramientas digitales que a su vez generan nuevos códigos, palabras y formas de expresión idiomática desconocidas hasta la actualidad.  Bastaría con detenernos y apreciar el cambio como producto de la introducción y uso de las tecnologías vinculadas con la Red y las computadoras.

 

Pero no olvidemos que, aunque estemos ante un nuevo estilo comunicativo, siempre habrán de conservarse las normas lingüísticas generales que además se harán acompañar de condicionamientos particulares.  En efecto, independientemente del carácter muchas veces relajado y espontáneo que caracteriza a la escritura digital, el mensaje deberá ser legible, sin importar el dispositivo que utilicemos.  A esto le agregamos una escritura natural que tendrá que convivir con ciertas estrategias que conducen a mejorar el posicionamiento discursivo en los buscadores de Internet, tales como la repetición de palabras clave o el uso forzado de títulos internos.

 

¿Y qué hay de los lectores, los destinatarios de este nuevo código que cada vez más nos invade? En la mayoría de los casos la comunicación digital es pública y global.  Por tanto, es imperativo que antes de enviar o publicar en los entornos digitales, además de una rigurosa revisión, reduzcamos el uso de neologismos, regionalismos o creaciones particulares, no porque sean incorrectos, sino por la confusión que podrían traer en función del contexto en que se difunda el mensaje.  De ahí que se hace necesario conocer las posibles diferencias existentes ante determinados términos o expresiones en los distintos escenarios territoriales.

 

No cabe duda que si bien la escritura y la comunicación digital forman parte de nuestra cotidianidad, este nuevo estilo de expresión demanda unos principios lingüísticos, pragmáticos y discursivos que nos invitan a reexaminar su uso que en la mayoría de los casos se limita a un decir expresivo al margen de unas normas que se convierten en una tarea o lección pendiente.  Por ello surgen estas breves reflexiones que esperamos formen parte de un itinerario  por y para la formación, la concienciación y adaptación a un nuevo género y estilo expresivo al que nos enfrentamos cada día más, pero que a la vez  nos permite conservar lo más preciado y valioso del ser humanos: la interacción comunicativa con sus semejantes.

Visitar a familiares y amigos en la fase 1: lo que debes hacer antes y después de verles

Más de la mitad de los dominicanos ya pueden volver a ver a sus seres queridos después de estas duras semanas de confinamiento. Aquí van una serie de recomendaciones

Tras la entrada de más de la mitad de los españoles en la fase 1 de desescalada muchos han podido volver a visitar a familiares y amigos y poder compartir con ellos en persona (y eso sí, guardando las distancias por si acaso) las emociones tan diversas que han venido experimentando durante la cuarentena. Una espera que se ha hecho larga y en la que ha prevalecido el sacrificio de todos para reducir el número de contagiados y aplanar la famosa curva.

Ahora, ha llegado la tan ansiada hora de volver a verse las caras después de dos meses encerrados. Sin embargo, no convendría dejarnos llevar por la euforia y creer que ya todo ha pasado. Desgraciadamente, el virus sigue entre nosotros, por lo que es imprescindible seguir manteniendo las recomendaciones de las autoridades sanitarias, entre las que destacan mantener dos metros de distancia interpersonal, usar mascarilla obligatoriamente en los lugares públicos y, sobre todo, lavarse las manos de forma frecuente.

Deberías ponerte el termómetro antes y después de salir de casa ante el más mínimo síntoma

Habrá familias que a pesar de que su territorio haya pasado a la siguiente fase sigan recelosas a salir y mezclarse con gente. Otras, sin embargo, ya se habrán juntado para comer o cenar. Sea como sea, conviene hacer caso a las autoridades sanitarias para no llevarnos un disgusto en las próximas semanas o ver cómo todo el esfuerzo colectivo se va al garete.

Hay una serie de consejos que ha recopilado la revista ‘Best Life’ para realizar antes o después de las visitas. Seguro que, de hacerles caso, te quedas más tranquilo y podrás afrontar con mayor serenidad este avance hacia esa “nueva normalidad” de la que ya todo el mundo está hablando.

Lava la ropa

Al igual que debemos pasar por el grifo para enjaguarnos las manos con jabón y desinfectarlas, también debemos hacer lo mismo con nuestra ropa. Nancy Swanger, fundadora del Granger Cobb Institute for Senior Living, asegura que la gente debería “hacer práctica de una gran higiene personal a la par que lavar las prendas que usemos en las visitas”. Además, tampoco es buena idea usar la misma camisa que llevaste puesta al ir al supermercado o de paseo. Aunque la mayoría de expertos no creen que el coronavirus pueda sobrevivir mucho tiempo en la ropa, es mejor estar prevenido que lamentar un disgusto después.

Tómate la temperatura

Ya sea para salir a dar un paseo de forma individual o bien para visitar a algún familiar, es imprescindible que te asegures de que no sufres ninguno de los síntomas asociados al coronavirus. Y el que más se identifica con esta nueva enfermedad de todos ellos es la fiebre, por lo que deberías ponerte el termómetro antes y después de salir de casa en caso de encontrarte mal o notarte un poco caliente. Aunque tampoco es bueno caer en la obsesión, es muy importante de que al más mínimo síntoma que percibas acudas al médico o no salgas de casa para evitar un nuevo repunte de la enfermedad.

Consulta a quienes vas a visitar

Solicita información sobre el estado de salud de aquellos a cuya casa vayas a desplazarte. Es tan importante tu salud personal como la de los que te relacionas para que estemos todos protegidos. Pregunta si alguno de los anfitriones a los que vas a visitar o de los invitados a los que vas a recibir tienen alguno de los síntomas, y cerciórate de que te sean sinceros.

Lleva desinfectante contigo

Será lo mejor para evitar tocar superficies contaminadas del exterior o si no puedes garantizar un lavado de manos apropiado y regular. “Sabemos que el virus puede permanecer en superficies durante un periodo de tiempo determinado”, asegura Tracey Evans, escritor e investigador médico. “Con esto en mente, la gente debería lavarse las manos todo lo posible”. Otra recomendación es la de evitar tocarte la cara cuando salgas de casa.

Evita el transporte público

Ya que evidentemente estarás minimizando las posibilidades de ser contagiado. Si optas por un vehículo que solo usas tú, estas se reducen al mínimo. Además, el transporte puede ser usado por otras personas que no sabes si están contagiadas y con las que tendrás que compartir espacio obligatoriamente. “Evita también taxis y coches de alquiler que han podido usar otros”, aconseja Simone Collins.

Fuente: elconfidencial.com

Terminar bien lo que comenzó de forma inesperada

“Hemos hecho lo mejor que hemos podido”, eso escuchamos decir (y con mucha razón) a los docentes y a las familias cuando se trata del esfuerzo por mantener a los niños y jóvenes conectados a la vida escolar, a pesar del distanciamiento obligado por la emergencia sanitaria y el confinamiento por el Covid19.

Con los aciertos y desaciertos propios del que se enfrenta por primera vez a lo desconocido, el año escolar que nos propusimos mantener y llevar al término, está en su etapa final. La escuela ha demostrado nueva vez ser, antes que todo, un espacio de relaciones y contención emocional de suma importancia especialmente para los niños y jóvenes.

Aunque en este último tramo del año escolar, estamos todavía en los afanes de exámenes, tareas finales, evaluaciones y demás, me atrevo a asegurar que habría sido peor para la estabilidad emocional y psicológica de los estudiantes y sus familias, la desvinculación con la escuela y el sistema de relaciones que ella genera.

Desde el enfoque Sistémico, la educación emocional significa ampliar nuestra mirada a todos aquellos fenómenos que están incidiendo en la vida de nuestros alumnos: la mirada transgeneracional (antepasados, las raíces), la mirada intergeneracional (padres e hijos; maestros-alumnos), la mirada intrageneracional (lealtad a la propia generación y al contexto histórico), la mirada intrapsíquica (el individuo como sistema físico, emocional, mental, espiritual, etapa evolutiva).

Este modelo de educación emocional sistémico es fruto de las aportaciones de diversos autores de la neurociencia, como Damasio, autores pioneros del nuevo paradigma de la complejidad y de la teoría de sistemas como Edgar Morin, Humberto Maturana y especialmente Bert Hellinger con su descubrimiento de los órdenes que operan en los sistemas humanos y la aplicación de los mismos a la pedagogía,

Hoy sabemos que al trabajar con chicos de etapa escolar, la oportunidad más poderosa es justo ocuparse de su educación emocional y ofrecerles herramientas necesarias para generar el puente entre las emociones y el pensamiento, y con ello lograr una adaptación a la realidad escolar.

Cerrar de forma adecuada este año lectivo, es el reto que debemos asumir y enfrentar poniendo en marcha estrategias y actividades pertinentes que subsanen la traumática etapa que vivimos en este tiempo de confinamiento y distanciamiento físico.

Existen probadas experiencias que aportan bienestar emocional y psicológico al proceso de cierre de año de los estudiantes, que ahora debemos adaptar al formato a distancia que a fuerza nos hemos precisado asumir. Básicamente aquellas en donde los estudiantes puedan expresarse libremente, comunicando lo que sienten y han aprendido no solo en términos personales, sino también académicos. Identificar las mejores experiencias del año escolar, los aprendizajes y momentos más significativos, reconocer el trabajo de sus maestros y compañeros, así como el suyo propio. Practicar el agradecimiento, la valoración por el trabajo en equipo, el esfuerzo y apoyo de los padres y maestros, entre otros. Celebrar la vida, la salud y las bendiciones recibidas.

“La gente no es como comienza, es como termina”, decía mi padre. Por lo que cerrar de la mejor manera este tramo, sentará las bases para el inicio del que viene, el cual se presenta lleno de retos e incertidumbres. Lo único certero es que faltará todavía un tiempo para volver a la realidad conocida. Y que para afrontarla necesitaremos alumnos, escuelas y familias emocionalmente fuertes y unidas. Solo así venceremos, con la ayuda de Dios.

Emelinda Padilla Faneytt M.Ed.
La autora es especialista en Educación, Directora de la Red Explora para el Desarrollo Educativo (Red-E).
IG: redexplorard
FB: Red Explora

 

El 20 de mayo celebramos el Día Mundial de las Abejas

“Le debemos la vida a las abejas”, esa frase me cautivó y llenó de curiosidad.  Aquel  joven vestía un traje blanco con algo extraño que protegía su cara, me extendió su mano y me dijo: “Debes ponerte este traje si quieres acompañarme”.

Así inició mi primer contacto con el mundo de las abejas y mi sorpresa al conocer su importancia en la polinización, proceso vital para la vida en el planeta.

Muy parecidos a dos astronautas, nos dirigimos al patio trasero.  Vi al joven manipular con destreza y confianza unas cajas de madera de las que sacó unos tablones y allí estaban…docenas de abejas atestadas en lo que sí pude advertir que eran panales, hermosos panales de abejas.

Como buena maestra, siempre estoy más dispuesta a aprender que a enseñar y comenzó la lección. Aquel joven se engrandecía ante mis ojos, lleno de pasión por su oficio de “aprendiz de apicultor”. En sus explicaciones dejaba claro lo mucho que ha estudiado a las abejas, explicándome sobre cómo se organizan y el rol que cada una de ellas desempeña en aquella pequeña sociedad.

La reina y las obreras, el alimento, la humeadora y la miel. Todos esos elementos explicados al detalle y desde el corazón galopante del que sabe tener en sus manos un tesoro invaluable.

En cada ocasión en que una abeja recoge néctar de una flor o bien néctar y polen y se desplaza a otra para hacer lo mismo, realiza uno de los actos más importantes y beneficiosos para las plantas, la polinización. Entre la infinidad de insectos que participan en la polinización, la abeja melífera es la más eficaz. Si hace varios años de cada cien insectos visitadores, las abejas constituían el 70-80%, hoy día, debido al progresivo retroceso de especies polinizadoras salvajes a causa de las condiciones ambientales, el porcentaje alcanza el 90-95% de todas las visitas de insectos. Por lo tanto, se puede considerar a la abeja como una profesional de la polinización”.

La conversación ya parecía la conferencia de unn verdadero experto: “En una colmena de pequeñas dimensiones (como esta) viven fácilmente unas 5,000 abejas, de las que 2/3 (unas 3,300 aproximadamente) más o menos salen todos los días a buscar polen y néctar, con una frecuencia diaria de 15 ó 20 viajes, durante cada uno de los cuales visitan de 30 a 50 flores. Si hacemos los cálculos, para una sola colmena, en un día alcanzamos ya la magnitud cientos de flores visitadas diariamente. Si además tenemos en cuenta que cada flor regala a la abeja néctar en cantidades que se miden en miligramos, para un litro de miel hacen falta cientos de visitas. Este rápido repaso nos puede dar una idea de la magnitud del fenómeno”.

A esas alturas y ante tan magistral explicación, no tenía yo ninguna duda sobre la importantísima función que desempeñan las abejas en la polinización, y en la firme decisión de aquel joven estudiante de secundaria, en colaborar a través de la instalación de colmenares de polinización en zonas urbanas, donde se observa un déficit de insectos polinizadores, con la salud de los ecosistemas locales y por ende con la agricultura.

Los cultivos sometidos a la polinización por abejas son principalmente los árboles frutales, las leguminosas forrajeras, cultivos hortícolas, las fibras textiles, entre muchas otras, que constituyen una lista parcial de vegetales que dependen necesariamente o al menos se ven favorecidos por la acción polinizadora de las abejas

Resulta ya indiscutible que las abejas, y con ellas los apicultores, participan en medida considerable en la producción agrícola. Gracias a este papel, el patrimonio privado de los apicultores se convierte en patrimonio público, dado que el beneficio derivado de su trabajo se deja sentir en toda la colectividad, estableciéndose así un lazo recíproco entre abejas, medioambiente, agricultura y ser humano, que debe ser protegido.

En el marco de la celebración del Día Mundial de las Abejas (20 de mayo), designado por la Asamblea General de las Naciones Unidas, he querido reconocer y aplaudir la iniciativa consciente y responsable de este joven que aprendió a amar la naturaleza y que devuelve en cuidado y esmero los frutos y beneficios que de ella recibe.

Sirva el ejemplo de Héctor Alexis Padilla, para que muchos otros jóvenes se sensibilicen y tomen conciencia de su responsabilidad con la preservación de nuestros recursos naturales y el cuidado de la “casa común” donde vivimos todos.

Agradezco la hermosa lección recibida, misma que me comprometo a difundir y a imitar.

 

Emelinda Padilla Faneytt M.Ed.

La autora es especialista en Educación, Directora de la Red Explora para el Desarrollo Educativo (Red-E).

IG: redexplorard

    FB: Red Explora

Las claves para sacar el máximo partido al estudio online

Aprender a gestionarse y a estudiar con las herramientas tecnológicas continúa siendo uno de los principales retos a los que se enfrentan los alumnos

Ante la rápida expansión a nivel mundial que ha tenido el coronavirus y las medidas que ha tomado el Gobierno para frenar su avance, casi 10 millones de estudiantes se enfrentan al reto de no perder el año lectivo debido al cierre de las aulas. Zigor Maritxalar, CEO de Implika aporta 5 claves para planificar y gestionar la formación en este periodo desde casa.

Adaptarse al confinamiento impuesto por el Gobierno representa un desafío para profesores, padres y alumnos que se enfrentan a la cuarentena en la segunda parte del año lectivo. La fecha de reapertura de las aulas continúa siendo una incógnita, aunque el Gobierno regional de la Comunidad de Madrid ya habla de ampliar el plazo hasta mayo. «Estas circunstancias excepcionales marcan un antes y un después en la educación de nuestro país, lo que también provoca una aceleración forzosa por parte de los centros para digitalizarse. De igual modo, supondrá un éxito para los estudiantes, dado que es probable que mejoren su capacidad de gestión de tiempo, responsabilidad y autonomía» opina Maritxalar.

La formación a distancia resulta muy efectiva siempre que se realice bajo unos estándares de calidad, pero es indispensable acompañarla de un contexto que favorezca el cumplimiento de los objetivos diarios de estudio.

Maritxalar, como experto en educación y e-learning aporta las siguientes claves para no perder el año académico a pesar del coronavirus: «Estudiar a distancia por primera vez puede confundir al alumno y tener la percepción de estar de vacaciones. No lo estamos. Por otro lado puede abrumarse al no saber por dónde empezar, debido a la falta de costumbre y quizá sienta estrés por el cambio, lo que puede provocar falta de concentración. Tener un sistema sólido enfocado a la planificación diaria, es una fórmula infalible para superar con éxito estas semanas de confinamiento».

Conocer el programa formativo y metodología

Dejar el menor espacio posible a la improvisación, es necesario que el alumno sepa qué debe aprender, qué tareas tiene que hacer, cómo y cuándo presentarlas y toda la información pertinente al respecto. Para este punto, contar con una comunidad de profesores y otros compañeros es fundamental, en este momento se debe priorizar la comunicación y una vía de resolución de dudas eficaz para el alumno.

Agenda diaria

La agenda estará marcada por el tiempo que se dedique al estudio, por materias y con descansos cada hora. Para una óptima organización, el alumno debe conocer sus objetivos diarios de aprendizaje, pero también sus horas de sueño, de repasos, de tiempo libre y de hacer ejercicio, algo vital para reducir el estrés y mejorar la concentración.

Proteger el tiempo y la atención

En este momento puede parecer que se dispone de más tiempo libre del que en realidad se tiene y caer en la tentación del mundo digital en cuanto a utilizar múltiples app o plataformas de aprendizaje, es algo sencillo. Seleccionar las imprescindibles y limitarse a ellas supone un incremento en la productividad del alumno.

Asociar recursos al aprendizaje

Reforzar algunas asignaturas con documentales, películas, programas educativos de televisión o incluso videos de expertos a través de Youtube, refuerzan los conocimientos de forma amena y despierta la capacidad de investigación y pensamiento crítico del alumno.

Seguimiento

Realizar una revisión semanal, poniendo sobre la mesa los objetivos diarios cumplidos, los que están en proceso y los próximos temas que preparar, ofrecen una visión global y una medición necesaria para afrontar con éxito este parón en las clases presenciales.

No bajar el rendimiento académico durante este confinamiento requiere de un esfuerzo extra por parte del alumno, por ello, un sistema de recompensas puede potenciar su motivación.

«Tenemos comprobado el impacto positivo de la gamificación en la enseñanza»- comenta el CEO de Implika.- «Pequeñas recompensas diarias cuando el alumno cumple sus objetivos de formación, puede mantener su motivación con una eficacia superior al 70%». Tener un buen sistema puede ser la clave del éxito para que los alumnos salgan reforzados y no pierdan este año académico.

Fuente: abc.es