La lectura bíblica en las escuelas

La Biblia no es solamente un libro religioso, sino que es un libro de un contenido histórico, poético, moral, cívico, jurídico y hasta médico. Fue el primer libro que se imprimió cuando se inventó la imprenta, y es el más leído y vendido en el mundo y el más antiguo de la historia.

En clase de español, se nos obligaba a leer libros de la literatura castellana.  Era obligatorio que leyéramos la obra maestra de la literatura española, el libro de Miguel de Cervantes y Saavedra, llamado “El Quijote de la mancha”, y se nos pedía una reflexión sobre el mismo con un enfoque histórico aplicado a algunos hechos de nuestra realidad contemporánea. Si se puede leer en las escuelas el Quijote, y otros grandes escritores latinoamericano y nacionales,  además de obras de la literatura mundial, ¿Por qué no permitir la lectura de la Biblia en las escuelas?

El mundo está lleno de ironías, se discute el hecho de que no se debe permitir la Biblia porque es un libro religioso, sin embargo, recomiendan y permiten otros libros sin fundamentos científicos, y que promueven la teoría de la  evolución, la filosofía escéptica y la ideología de género. La mayoría de las autoridades están de acuerdo que en las cárceles se debe leer Biblia y además, que se predique el evangelio, pero ¿no sería mejor comenzar a leer la biblia en las escuelas para evitar que estos niños lleguen a tenerla que leer en las cárceles?

¿Sobre qué fundamento está constituida nuestra nación? Nuestra nación, y sus valores, están constituidos en los principios de Dios, Patria y libertad, ya que no somos un país ateo,  y por lo tanto, el hecho de que no impongamos una religión determinada, no debe inhibirnos de aceptar nuestra herencia cultural y religiosa desde una óptica de valores, sin hacer un énfasis religioso.

Pero veamos nuestra realidad. La sociedad dominicana ha perdido todos sus valores, y hoy se debate en una profunda crisis de desintegración familiar, violencia, drogas y corrupción.Lo más alarmante es la desintegración familiar y la gran cantidad de niños que nacen, sin tener un padre que les inculquen valores y les enseñe el temor al mal. Hemos perdido la perspectiva de Dios respecto a los valores fundamentales de la vida en familia.

La lectura de la Biblia, sin una interpretación religiosa determinada, es suficiente para dar convicción y valores que ayuden al niño a decidir qué camino tomar en el futuro. Además, la verdadera educación debe enseñar a todos los lados de la ciencia y las letras. Lo mismo pueden leer a Darwin o Marx, que a Jesús y San Pablo, y cada cual, de acuerdo a su raciocinio y experiencia, tomará al final de la carrera, la decisión que desee tomar.

(+) Beneficios

Muchas posturas congenian con que la lectura de las Sagradas Escrituras no perjudicará, sino que al contrario, vendrá a cambiar la mentalidad y formación en cada uno de los centros educativos, esto, lo amplia el profesional en derecho Ivony Meléndez quien expone: ‘’estoy de acuerdo. Somos un estado laico, el estado es libre de adherir y apoyarse en la religión desarrollando la espiritualidad, fomentando los valores que se han perdido’’, además el abogado Meléndez asegura que con esta iniciativa se puede
lograr ‘’vencer el fanatismo, y las malas costumbres adquiridas’’.

Alguien apegado a la Palabra de Dios, es Óscar Zambrano, un hombre de familia y con mucho recorrido
en la Iglesia, donde ha sabido encontrar el espacio para formar y aumentar su fe. Zambrano, es de los
que piensa que ‘’hay que conformar un documento que logre unificar criterios de las diferentes creencias
o formas de ver la fe, esto reforzaría las debilidades que muchos niños traen debido a la ausencia de Dios en los hogares’’.

Fuente: fundacioncatolica.org

8 comentarios
  1. Alfriz.
    Alfriz. Dice:

    ¡Sociedad de Fariseos!
    Qué se lea o no se lea la Biblia, parece intrascendente. Todo apunta a que una gran mayoría de nuestros dirigentes políticos y religiosos, apoyados por una parte de la sociedad civil ha hecho, a través del tiempo, un negocio muy lucrativo para ellos. ¡Hipócritas!, grita el Maestro: “Cuelan el mosquito y se tragan el camello”.
    Vivimos en una sociedad Cristiana que va en degeneración debido a sus líderes que procuran el bien de ellos y de sus colaboradores, y se olvidan del Gran Mandamiento del Señor: “AMARÁS A TU PRÓJIMO COMO A TI MISMO”.

    Responder
  2. Ronald
    Ronald Dice:

    Ustedes son experto manejando información. Aquí se la lucieron. No se trata de prohibir la lectura de la Biblia. Se trata de no imponerla. El mismo Dios nos dió libre abeldrío. ¿Vamos a leer La Biblia de la Iglesia Católica (que contiene los libros apócrifos) o La Biblia que usan las sectas? Enseñar Religión es algo que deben hacer los hogares. Es una tarea familiar. Ese es un tema de relleno, para evadir las verdaderas responsabilidades de los honorables legisladores.

    Responder
  3. Noel De León
    Noel De León Dice:

    Deje de desinformar. No está prohibido leer la Biblia en ningún colegio de República Dominicana y no se prohibirá. Actualmente hay un debate en oposición a una ley que lo haría OBLIGATORIO. Un absurdo, propio de una dictadura y que no lograría ningún objetivo. La espiritualidad es voluntaria, privada y familiar. La escuela y el estado debe ser laica.

    Responder
    • Elizahenna Del Jesús
      Elizahenna Del Jesús Dice:

      Buenos días señor Noel De León. Favor leer detenidamente el texto ya que en ninguna parte del mismo mencionamos la palabra PROHIBICIÓN. Nos limitamos a mencionar los beneficios de la lectura bíblica en la escuela, sin finalidad de persuasión.

      Responder
  4. Fracisco de Jesús
    Fracisco de Jesús Dice:

    Yo entiendo q siempre q no se como emposicion esta bien . Pero las sabacion es indibidual . Y no obrigatori . Q no pase como la santa inquisición o la cruzada

    Responder
  5. Jose Manuel Bueno
    Jose Manuel Bueno Dice:

    Me parece ridícula la tesis, sobre todo viniendo de una parte del periódico “especializado” en educación. En nuestro país existe la libertad de cultos y ninguna ley puede estar por encima de Constitución. Por otro lado la formación espiritual de cada quien es responsabilidad de sus padres en los primeros años y luego un derecho constitucional con libertad a elegirlo, OBLIGAR algo tan sublime como la lectura de la Biblia es llevar a los estudiantes a aborrecerla como un libro y no a apreciarla como se pretende. Es necesario también destacar que la educación debe de ser laica, orientada en principios científicos, ya es suficiente con una asignatura que promueve el cristianismo (catolicismo realmente), como para que también se pretenda tal absurdo. Para el fin de enseñar la palabra de dios están las iglesias, las mismas algo deben de aportar; pues a las mayoría, sobre todo las católicas, las mantiene el Estado. Justo es que la educación pública sea libre de credos, por respeto al derecho a elegir en que creer, quien desee que sus hijos o hijas aprendan sobre la Biblia tiene todo el derecho de inscribirlos en centros privados o semiprivados fundamentados en esa filosofía.

    Responder
    • Elizahenna Del Jesús
      Elizahenna Del Jesús Dice:

      Buenos días, Señor José Manuel Bueno. Le sugerimos leer detenidamente el texto, ya que en ninguna parte del mismo se pretende OBLIGAR a la lectura bíblica en la escuela. Nos limitamos a señalar los beneficios de la misma.

      Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *