Claves para interpretar los dibujos de tus hijos

Uno de los medios que más usan los niños para expresarse son los dibujos. Desde que aprenden a coger cosas con las manos pueden empezar a hacer trazos y líneas que, con el paso del tiempo se convertirán en garabatos y dibujos. A continuación te damos unas pautas para analizar las creaciones de tus pequeños.

Una de las cosas que más se tiene en cuenta a la hora de analizar el dibujo de un niño es la situación de los elementos:

– Si está situado en la parte superior, estará relacionado con el ámbito del intelecto y la creatividad.
– Si está situado en la parte inferior, expresará necesidades físicas y materiales.
– Si está situado en la parte izquierda de la hoja, estará relacionado con el pasado.
– Si está situado en la parte derecha, estará vinculada con el futuro.

Si tu hijo dibuja formas grandes está indicando seguridad, mientras que si las hace más pequeñas  y elaboradas expresa reflexión y falta de confianza.

Los trazos también dicen mucho. Por ejemplo, si un trazo es continuo indica docilidad, en cambio si son interrumpidos o cortados expresan inseguridad e impulsividad. Del mismo modo, si un trazo hecho con bastante presión indica voluntad y entusiasmo. Cuanto más fuerza aplique, más agresividad. En el otro extremo, es decir si tiene poca presión, indicará una falta de voluntad o desgana.

Por último no hay que olvidar la manera de coger los lápices o las pinturas. Si lo sujeta de una manera firme y apretada, indicará presión, mientras que si lo hace de una manera suelta, indica relajación y tranquilidad.

Esto son solo unas pautas superficiales. El mundo del análisis es muy complejo. ¿Conoces alguna curiosidad o aspecto más?

 

Fuente: Marimari1101/Pixabay.com padres.facilisimo.com

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *