Dulce Elvira de los Santos

Entusiasmar y motivar es un arte.  Requiere de la participación de todos y de la convicción propia. Lo que necesitamos son artistas que amen el acto de leer y lo contagien. Nadie que no esté “gloriosamente vivo”, como dijo la escritora Ruth Sawyer, puede provocar en otros el interés por la lectura.

De manera que el responsable de la biblioteca tiene que ser ante todo lector, creativo, imaginativo, y es el encargado de diseñar acciones que mantengan el espacio activo, organizado y acorde con las necesidades de la comunidad. Para ello requiere de una preparación y de una permanente renovación y actualización. Introducir novedades  en cada temporada con una dinámica diferente y un acercamiento a la lectura específico, acorde con los nuevos lectores o usuarios.

Click aqui para añadir su texto

Plan LEA: Recuerde poner el extracto e imagen destacada